Connect with us

LA FERIA

En asuntos políticos AMLO no tiene familia

Published

on

Resolución del Trife: el INE debe investigar el escándalo de Pío López Obrador * El Presidente expresa que si es culpable, que se aplique todo el peso de la ley… pero mese antes ya había dictaminado: “no es corrupción, son aportaciones”

 

POR EL SEÑOR LÓPEZ

 

El pantano.

Estará usted de acuerdo con este menda en que lo correcto es hacer lo correcto. Sí, claro. Sin embargo, para el tenochca simplex promedio, hacer lo correcto significa básicamente respetar las formas, con las excepciones reglamentarias (porque eso de que ‘siempre hay excepciones’ no está tan claro, pues si ‘siempre hay excepciones’, entonces a veces no hay excepciones… mmm…); como sea: las formas son las convenciones sociales que hacen grata la convivencia, pero en México son un ceremonial en el que intercambiamos mentiras como muestra de respeto. Y así nos entendemos.

“Mi más sentido pésame”, decimos con cara de circunstancia, aunque sea un reverendo desconocido el fiambre. “¡No supe!”, exclamamos justificándonos por no haber ido a visitar al compadre que estuvo dos meses hospitalizado, entre la vida y la muerte. “Ojalá no sea nada”, toca murmurar cuando reprimimos el bostezo por el relato detallado de la triquinosis del consuegro. “¡Me hubieran avisado!”, se dice disimulando el alivio por no haber sabido que se inundó la casa del vecino. “Cuando quieran, esta es su casa”, despidiéndose-empujando a la visita. “Y ya sabes, lo que se ofrezca”, decimos a la recién viuda, colgando el teléfono, sin dejar de ver la tele.

Así somos: “¡ay, qué lindo nene!” (aun si parece batracio); “preciosa boda” (aunque fueron los granaderos a restablecer el orden); “¿dónde la compró?” (con entonación de “qué cosa más linda”, viendo la sala modelo “Tigres de la Malasia”, que nos presume la esposa del patrón); “¡todo muuuy bien!” (palmeando la espalda del papá de la quinceañera, huyendo del bodrio de fiesta); “ya no hay que echársela tan larga” (a quien no quiere uno volver a ver en esta vida). Y el muy mexicano: “¡Yo te hablo!” (despidiéndose sin el menor deseo de volver a ver al tipo).

Es parte de nuestra herencia mexica-española-cortesana (300 años de Nueva España algo dejan); somos obsequiosos, cuidamos las formas: “no dejes de llamarme”, “me dio gusto verte”, “cantas precioso”, “es envidia de la buena”… podríamos hacer una enciclopedia de frases hechas, adecuadas y socialmente aceptadas para cualquier circunstancia de la vida en que se deba mostrar simpatía, aceptación, entusiasmo o aprobación, sobre cualquier cosa que nos resulta indiferente, molesta, indeseable o queramos evadir. Todo menos la verdad, que para calificar cosa tan molesta, acuñamos la palabra “claridoso”, para el majadero que no atenúa la realidad.

Al leer estas destempladas reflexiones costumbristas, tal vez usted piense: “¡claro!, ni modo de ir por ahí ofendiendo gente”. Y tiene razón. Su texto servidor que también es puro mexicano, se comporta igual y hasta es creativo, como la vez que en una cena, el matrimonio anfitrión enseñaba las fotos de sus vacaciones en las islas griegas y de repente de mano en mano, fueron pasando las estampas en mini-micro bikini -pero chiquitito- de la cincuentona señora cuerpo de tinaco parado, brillosas carnes gelatinosas y cara de rana insolada; se hizo un espeso silencio entre los presentes, urgía decir algo, romper el ambiente de estupefacción que a instantes estaba de terminar en una carcajada general y este menda salió al quite: -“¡Me encanta la naturalidad de la mujer moderna!”… -y como por ensalmo la adiposa dama sonrió, suponiéndose admirada y apetecible; y el marido torció una sonrisa de orgullo de macho alfa. Dejé la cena.

De acuerdo. Así son las cosas en nuestro idílico país: la virtud de la caridad ensalivada… pero, también hay cosas que son exageraciones propias del voluntariado de la corrección gratuita. A un desconocido no se le dice qué elegante es su corbata de mazorcas de maíz; a una doncella con la que se cruza uno por la calle, no se le chulea su peinado de aguacero de sebo; y nadie se mete a una funeraria a repartir pésames anónimos.

Se lo comento porque una característica entre risible y desagradable de los políticos, bueno, de algunos políticos (hay excepciones), es que no desaprovechan oportunidad de hacer lo políticamente correcto, aunque sea incorrecto, como disfrazarse para cada ocasión, creyendo que alguien se traga el cuento de que el funcionario panzón, al mismo tiempo es charro, rescatista, obrero y deportista; son los que comulgan en misa, se ponen mandil con los masones, kipá (gorrito) si comen con la comunidad judía, botas texanas y cinturón piteado para ir a una feria ganadera y le babean la mano a obispos y cardenales. El político camaleónico.

También nuestros políticos (con las excepciones bla, bla, bla…) nos han acostumbrado a oírles decir cosas que todos sabemos no pasan de frases de circunstancia: “se investigará a fondo”, “tope donde tope”, “todo el peso de la ley”, “nuestra solidaridad”, “no están solos”, “no les voy a fallar”… y tantas más.

Y ya en estas, no debemos regatear mérito a nuestro actual Presidente que ha hecho aportaciones notables a este nuestro modo de sobrevivir en México. Como su lucha contra la corrupción es eje central de sus actos, afirma que en asuntos públicos no tiene esposa, hijos, hermanos ni amigos (el tenochca estándar lo escucha sin que se le agite el pulso).

La cosa cambió cuando reventó el escandalete de los videos de 2015 de su hermano Pío recibiendo dinero de David León, colaborador de Manuel Velasco entonces gobernador de Chiapas.

De inmediato el Presidente pidió que se investigara, pero que no era corrupción: eran aportaciones del pueblo bueno al “movimiento” (Morena), detalló que estaba seguro que era para gasolina y añadió que no sabía si Morena lo reportó al INE (como obliga la ley y como aún no sabemos). Pero, igual, remató: “Que se aclare” (sí, pero no es corrupción, ya quedamos).

Ya pre-exonerado su hermano, como el Trife resolvió que el INE debe investigar el asuntito, el Presidente, impertérrito, declaró: “Si mi hermano Pío es responsable, que sea castigado”. Sus malquerientes creyeron que lo acorralaban con esto, pero a él no lo mancha ningún lodo, como a esas aves que cruzan el pantano.

LA FERIA

Dos Bocas, otra obra chaifa

Published

on

El veredicto inapelable de la historia llegará después * El costo de la refinería puede ser histórico como también ya es histórico que se haya inaugurado sin estar terminada… y sin la infraestructura para sacar lo que refine cuando refine: no hay ducto y las opciones son por carretera, con cerca de 1,600 pipas, o por barco, sujeto a las condiciones del clima, los huracanes y esas cosas… * Cada quien se mete a la historia como quiere. Y este gobierno no le hace ascos a hacer historieta

 

SEÑOR LÓPEZ

 

Historieta.

Tío Alfredo guardó cama casi tres años, enfermo de varias cosas, ninguna grave, pero el viejo daba lata de un hilo (encima, no tenía un peso y los mantenía tía Rosita, la que murió a los 117, décadas después que él).

Tía María Luisa, su santa esposa, lo cuidó, le toleró sus malos modos y durmió sentada al lado de la cama todo ese tiempo, por exigencia de él, que no permitía que se acostara “por si se ofrecía algo”; así era el tío.

Cuando, ¡por fin!, parecía que iba en serio que se moría, con todos sus hijos en torno a la cama, le dijo a tía María Luisa que le jurara que nunca lo iba a olvidar… y ella, entrecerrando los ojos, casi sin separar los labios, le dijo: -Eso sí te aseguro, Alfredo, eres inolvidable –el viejo sonrió torcido muy satisfecho y en pocos días más se presentó a los trámites correspondientes ante el Creador.

No hubo Dios que hiciera a la tía estar en el velorio, ni en el funeral. Era inolvidable.

 

LA HISTERIA POR LA HISTORIA

Finalmente no fue el sábado sino el viernes pasado, la inauguración de la refinería Olmeca, orgullo de Paraíso. Así se hizo coincidir el evento con la conmemoración del día en que el Presidente fue elegido. Está bien.

La 4T tiene una rara histeria por la historia. Califican de histórica tanta cosa que lo obligan a uno a reflexionar en que la calidad de histórico no hace distinción entre lo bueno y lo malo, que igual es historia el asesinato de Kennedy que la invasión a Normandía, las bombas atómicas en Hiroshima y Nagasaki, que la coronación de la reina Isabel II o una pelea del Canelo.

Lo peculiar es que la 4T hace históricas cosas que no son realmente reales, lo que es imposible de conciliar, porque es histórico un suceso, un hecho, no una fantasía ni una media verdad.

No es histórica, como pregonaron, la eliminación del fuero presidencial, que sigue intacto; tampoco el convenio firmado con la ONU para la compra de medicamentos, porque no se compraron todos sino más bien, pocos; menos real es el “histórico salto de la confianza ciudadana en la lucha contra la corrupción” proclamado en noviembre de 2021; para ni mencionar la exaltada afirmación en el tercer informe de gobierno, sobre la autosuficiencia del país en producción y consumo de gasolinas, exclamando el Presidente: “¡Tengan para que aprendan!”… pues sí, se aprende.

 

 

Y ya hablando de ese informe, acomoda recordar que el Presidente proclamó varios récords históricos, como el volumen de las remesas (cosa que sólo prueba que muchos mexicanos huyen de México a buscar trabajo); la no devaluación del peso que no se puede devaluar porque es una moneda en flotación, pero sí ha bajado de valor; el índice de la Bolsa de Valores, que es cosa de empresarios; el no incremento de deuda que sí crece como informa Hacienda… en fin, hacen lo que pueden, pero la propaganda no hace historia. El veredicto inapelable de la Historia llegará después… y les preocupa, se nota.

En su sencillo, pero sentido discurso de inauguración de la refinería Olmeca, que ya se terminará cuando se pueda y funcionará cuando se deje, el Presidente aprovechó para aclarar al respetable, que su gobierno “no escuchó el canto de sirenas que pronosticaban fin de la era del petróleo”. ¡Padre!… ahora más nos vale que se amortice rapidito la Olmeca, porque como informó La Jornada, el pasado 23 de junio, el compromiso de México en el T-MEC es tener 80% de automóviles híbridos… en cinco años, o sea, en 2027, lo que aprieta mucho los tiempos, pues dicen los que dicen que saben (El Financiero, 11 de mayo pasado), “si todo sale conforme a la hoja de ruta, el primer barril de petróleo de Dos Bocas saldrá (refinado) hacia agosto de 2024”… y peor está el informe de la agencia Reuters, en el que se afirma que el complejo Olmeca, “operaría al 80% de su capacidad, en el mejor de los casos, a fines del 2025”. ¡Híjoles!, lo bueno es que no vamos a cumplir el plazo conservador-fifí-aspiracionista del T-MEC. Lero, lero.

Solo para ratificar las negras intenciones de los enemigos de la 4T, la agencia Bloomberg publicó el vienes mismo que Francisco Javier Vega Rodríguez, auditor en jefe de Petróleos Mexicanos (Pemex), nombrado en 2018 por el gobierno de López Obrador, renunció a su cargo en diciembre del año pasado por preocupaciones relacionadas con sobrecostos en la construcción de la refinería Olmeca, y porque PTI Infraestructura de Desarrollo, filial de Pemex responsable de la obra de la Olmeca, le negó acceso a los contratos para hacer la auditoría financiera del proyecto. Ya renunciado don Vega, se otorgaron 100 contratos más para la construcción de la Olmeca. Ya en confianza la cosa.

El reportaje de la pérfida Bloomberg, tan injustificadamente respetada en el mundo de la información y las finanzas, sostiene que los expertos advirtieron al inicio de las obras de la refinería Olmeca, que no era realista el presupuesto de 8 mil millones de dólares del gobierno mexicano y (abróchese el cinturón), que “de acuerdo a sus investigaciones el costo actual de su construcción se acerca a los 18 mil millones de dólares” (360 mil millones de pesitos), pero sostiene (¿sí se abrochó el cinturón?) que este NO será el costo final de la obra. Lo que sea, resígnese a no saberlo hasta el 2025, porque quien sea que ocupe la Presidencia, no se va a echar encima la responsabilidad de ocultar una vaca podrida en su despacho.

El costo de la refinería puede ser histórico como también ya es histórico que se haya inaugurado sin estar terminada… y sin la infraestructura para sacar lo que refine cuando refine: no hay ducto y las opciones son por carretera, con cerca de 1,600 pipas, o por barco, sujeto a las condiciones del clima, los huracanes y esas cosas…

Nada arredra al Presidente que insiste en ponerse a sí mismo la vara muy alta, que eso explica su declaración de que “el compromiso es ser autosuficiente y dejar de comprar gasolinas en el extranjero para el 2023 y eso lo vamos a cumplir”.

Cada quien se mete a la historia como quiere. Y este gobierno no le hace ascos a hacer historieta.

 

 

 

Continue Reading

LA FERIA

Gato encerrado en caso García Luna

Published

on

El testigo protegido que hundió al Chapo ahora va contra el extitular de la SSP a cambio de beneficios * Genaro difícilmente puede explicar el origen de sus recursos, pero de eso a asegurar que era cómplice del Cártel de Sinaloa, hay una distancia sideral… y más si la acusación viene de Jesús ‘El Rey’ Zambada

 

ADOLFO LÓPEZ MAÑÓN

 

¡Vaya!

A tía Tencha todos le sacábamos la vuelta por la peligrosidad de su lengua. Deshizo prestigios, noviazgos y matrimonios, y si alguien la enfrentaba, siempre respondía: -Yo nomás digo –pues sí.

 

ARREMETIDA PRESIDENCIAL CONTRA GARCÍA LUNA

El miércoles pasado, el Presidente Andrés Manuel López Obrador se refirió al asunto de Genaro García Luna, detenido en diciembre de 2019 en EU, acusado de aceptar sobornos del Cártel de Sinaloa, conspiración y declaraciones falsas, por la Fiscalía del Distrito Este de Nueva York. Está preso esperando su juicio.

Este menda no hará la apología de tal personaje, de ninguna manera, pero tampoco de la Fiscalía de allá ni de los testigos protegidos que lo metieron en el lío. En EU hay más corrupción en ese ambiente que acá, sorpréndase.

Es un asunto enredado. Por un lado, García Luna ocupó cargos relacionados con el combate al crimen organizado, del sexenio de Zedillo hasta el de Calderón, con distintos jefes directos, entre ellos el actual fiscal general, Alejandro Gertz Manero.

Trabajó en el Centro de Investigación y Seguridad Nacional (Cisen), en la Procuraduría General de la República (PGR), y como titular de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP).

Genaro recibió importantes reconocimientos: en 1996 en México, la Excelencia del Cisen y la Medalla al Valor; España en 2001, le otorgó la condecoración de la Orden del Mérito Policial; la International Association of Law Enforcement Intelligence Analysts (IALEIA), Capítulo México, Premio al Servicio Profesional 2004; el FBI le entregó también en 2004, el reconocimiento por investigaciones y arrestos de fugitivos; la DEA en 2004, le entregó otro reconocimiento por su valiosa colaboración en la lucha contra el narcotráfico; la Policía Nacional de Ecuador en 2005, la Medalla Insignia Policía Nacional; igual en 2005, la Organización Internacional de Policía Criminal, Interpol, le otorgó el Distintivo de Plata; el presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, en 2011 le entregó la Medalla al Mérito categoría Excepcional. ¡Vaya!

Todos esos reconocimientos de la mayor relevancia en su género, valen sorbete contra la palabra de un narcotraficante preso en EU, que declara contra él a cambio de obtener beneficios y reducción de sentencias. ¡Vaya!

Son acusaciones muy graves las que pesan contra García Luna y sería de suponer que la Fiscalía yanqui debería tener pruebas muy sólidas… pero no inicia el juicio, mientras terminan de cuadrar los cargos y juntar las pruebas. ¡Vaya!

Se puede anticipar por cómo se las gasta el tío Sam, que el tal Genaro difícilmente sale libre, pero a ver qué dicen el FBI, la DEA y la Interpol; España, Ecuador, Colombia y los mismos EU, que lo condecoraron. ¡Ah! y México.

Obviamente para los que tienen obsesión contra el expresidente Calderón ha sido una fiesta, porque suponen como un hecho indiscutible que fue cómplice del tal Genaro, por ser su jefe directo, sin darse cuenta que con ese mismo argumento después podrá acusarse al Presidente López Obrador de cualquier ilegalidad que le descubran a cualquiera de sus secretarios.

Y no, no es así, aunque el Presidente, este Presidente, haya ordenado la liberación del Chapito y saludado de mano a su mami, eso no lo hace cómplice de los narcos, faltaba más.

El miércoles el Presidente López Obrador mencionó que según las declaraciones en contra de García Luna, parte de los sobornos que recibía llegaban a Los Pinos (a Calderón, pues). Pero agregó:

“(…) Los que están atendiendo el juicio tienen que aclarar cuando menos son -sic- tres cosas: una, si es cierto todo lo que está en el expediente, si se prueban las acusaciones; es decir, si no está fabricada la acusación. (…) y si son buenas las pruebas hasta dónde va llegar el caso, ¿nada más va ser García Luna?, ¿fue sólo él o se va ampliar?”.

Pues sí, de ser ciertas las acusaciones, tal vez el García Luna tuvo cómplices entre sus subordinados, pero es muy difícil de creer que alguien llegue a ver al Presidente de la República con maletas de dinero, de parte del Cártel de Sinaloa, que según la acusación del testigo protegido de la Fiscalía yanqui, era el que lo sobornaba.

Y ya en esas, no se entiende que si García Luna era cómplice del Cártel de Sinaloa, esto es, del Chapo, haya detenido a Víctor Manuel Félix Félix, consuegro y compadre del Chapo; a su primo hermano Alfonso Gutiérrez Loera, ‘El Canelo’; a José Antonio Torres ‘El Marrufo’, líder del brazo armado del Cártel de Sinaloa; a Antonio Mendoza Cruz ‘El Primo Tony’, uno de los hombres más cercanos al Chapo; a Manuel Fernández Valencia, ‘La Puerca’, encargado de recuperar el dominio del Cártel en Jalisco, nada más; a Sandra Ávila Beltrán ‘La Reina del Pacífico’.

En resumen: del cártel del Chapo enchiqueró García Luna no menos de 16 cabecillas y cerca de 300 malandrines de menor monta.

Este su texto servidor no mete las manos no al fuego, ni a la llave del agua caliente, por el García Luna que difícilmente puede explicar el origen de sus recursos, pero de eso a asegurar que era cómplice del Cártel de Sinaloa, hay una distancia sideral, y más si la acusación depende de un testigo protegido por la Fiscalía yanqui, que resultó ser Jesús ‘El Rey’ Zambada, que trabajó de 1987 a 2008 para el Chapo, el mismo que, a cambio de beneficios, declaró en contra del Chapo en su juicio en Nueva York.

Ya hablando de los recursos del Genaro, no se le olvide que el 19 de diciembre de 2019 el Presidente declaró: “Se conoció de una transferencia a una cuenta particular o de la familia, de un recurso que surgió de Gobernación y al parecer se transfirió una parte a una cuenta personal de un familiar de García Luna”. Y Santiago Nieto precisó que eran 2 mil millones de pesos. O sea que el Genaro no tiene llenadera, con acceso a esas cantidades, encima se ponía en renta de un cártel, arriesgando todo, su vida también. Algo no checa.

Y ese mismo día el Presidente declaró que en lo de García Luna, “(…) hemos decidido cooperar en la investigación, en lo que se solicite, (pero) no iniciar nosotros ninguna investigación”.

Ninguna investigación. ¡Vaya!

Continue Reading

LA FERIA

El mal del narco está arriba

Published

on

Involucrados políticos, empresarios y banqueros, nacionales y extranjeros * El siguiente Presidente debe aceptar que México está en riesgo real de que la delincuencia de altos vuelos controle el aparato de gobierno nacional. Hay que barrer políticos, empresarios y banqueros, pero ¡barrer!.. En concreto: acabar con los barones de la droga

 

SEÑOR LÓPEZ

 

¡Barrer!

Tía Fraga se llamaba Sufragio (su papá era un jacobino ateo irreductible). Su marido era infiel de tiempo completo y ella lo toleraba, resignada. Pero una vez casi lo mata con la tranca de la puerta del zaguán poniendo punto final a su matrimonio, porque su maridito, incapaz de levantar un popote, se ofreció para ayudar a mudarse de casa a una sobrina de ella, joven y rutilante viudita.

Así, cuando algo grave puede suceder, dicen en la familia: -¡Que se entere Fraga! –ni Dios lo mande.

 

‘MARCOLA’ EXHIBE EL REAL PROBLEMA DEL NARCO

Marcos Willians Herbas Camacho, ‘Marcola’, es uno de los delincuentes más famosos del Brasil.

Nació en 1968, está preso como ha estado más de la mitad de su vida.

Él manda en las favelas (barrios bajos), es fundador y líder de la banda criminal “Primeiro Comando da Capital” (PCC), a la que pertenecen unos 130 mil reos, aparte de 10 mil miembros en la calle.

Es poderoso, temido y muy inteligente; dice haber leído 3 mil libros.

El 23 de mayo de 2006, el diario O’Globo publicó una entrevista con él, aunque hay quien lo duda. Igual es interesante. Unos ejemplos:

Pregunta O’Globo (OG): ¿Usted es del PCC?

Respuesta de Marcola (M): Más que eso, yo soy una señal de estos tiempos. Yo era pobre e invisible. Ustedes nunca me miraron durante décadas y antiguamente era fácil resolver el problema de la miseria. El diagnóstico era obvio: migración rural, desnivel de renta, pocas villas miseria, discretas periferias; la solución nunca aparecía… ¿Qué hicieron? Nada… Nosotros sólo éramos noticia en los derrumbes de las villas en las montañas… Ahora somos ricos con la multinacional de la droga. Y ustedes se están muriendo de miedo. Nosotros somos el inicio tardío de su conciencia social”.

OG: Pero la solución sería…

Marcola (interrumpiendo): “¿Solución? No hay solución… La propia idea de solución ya es un error. ¿Ya vio el tamaño de las 560 villas miseria de Rio?… ¿Solución, cómo? Sólo la habría con muchos millones de dólares gastados organizadamente, con un gobernante de alto nivel, una inmensa voluntad política… que saltase por sobre la parálisis burocrática secular… implicaría una mudanza psicosocial profunda en la estructura política del país. O sea: es imposible. No hay solución”.

OG: ¿Usted no tiene miedo de morir?

M: “Ustedes son los que tienen miedo de morir, yo no. Mejor dicho, aquí en la cárcel ustedes no pueden entrar y matarme, pero yo puedo mandar matarlos a ustedes allá afuera. Nosotros somos hombres-bomba…. somos una nueva especie, ya somos otros bichos, diferentes a ustedes. La muerte para ustedes es un drama cristiano en una cama, por un ataque al corazón. La muerte para nosotros es la comida diaria, tirados en una fosa común… mis soldados son extrañas anomalías del desarrollo torcido de este país. (Somos) una especie de post-miseria. Eso, la post-miseria genera una nueva cultura asesina, ayudada por la tecnología, satélites, celulares, Internet, armas modernas. Es la mierda con chips, con megabytes”.

OG: ¿Qué cambió en las periferias?

M: Nosotros, que ahora tenemos… ¿usted cree que quien tiene 40 millones de dólares como Beira Mar (Fernando Beira Mar, un capo de allá) no manda? Con 40 millones de dólares la prisión es un hotel, una oficina… ¿Qué policía va a quemar esa mina de oro, entiende?… Ustedes son el estado quebrado, dominado por incompetentes. Nosotros tenemos métodos ágiles de gestión. Ustedes son lentos, burocráticos… Nosotros no tememos a la muerte. Ustedes mueren de miedo… Ustedes tienen la manía del humanismo. Nosotros somos crueles, sin piedad. Ustedes nos transformaron en ‘super stars’ del crimen.  Nosotros los tenemos de payasos”.

OG: ¿Qué debemos hacer?

M: Les voy a dar una idea, aunque sea en contra de mí. ¡Agarren a los barones del polvo! Hay diputados, senadores, empresarios, hay expresidentes en el medio de la cocaína y de las armas… Estoy leyendo ‘Sobre la guerra’, de Klausewitz, no hay perspectiva de éxito. Nosotros somos hormigas devoradoras, escondidas en los rincones… Para acabar con nosotros… solamente con una bomba atómica en las villas miseria. ¿Ya pensó? ¿Ipanema radiactiva?”.

OG: ¿No habrá solución?

M: “Ustedes sólo pueden llegar a algún éxito si desisten de defender la ‘normalidad’. No hay más normalidad alguna. Ustedes deben hacer una autocrítica de su propia incompetencia… Estamos todos en el centro de lo insoluble. Sólo que nosotros vivimos de él y ustedes no tienen salida. Sólo la mierda. Y nosotros ya trabajamos dentro de ella… no hay solución. ¿Saben por qué? Porque ustedes no entienden ni la extensión del problema. Como escribió el divino Dante: “Pierdan todas las esperanzas”. Estamos todos en el infierno”.

Un comentario, estimados lectores, Marcola, frente a los delincuentes de acá, es un bebé de brazos: su “terrible” revuelta del 12 de mayo de 2006 costó la vida de 141 policías brasileños y 4 civiles; acá hay 90 homicidios diarios. Y los 40 millones de dólares del Beira, son una cifra de niños en el recreo ante las fortunas de nuestros cárteles.

En la entrevista se señala el único camino: atrapar a los verdaderos barones de la droga (políticos, empresarios y banqueros). Coincide con César Gaviria, expresidente de Colombia.

Tenemos lo obvio en las narices: es imposible la existencia de una industria internacional clandestina, con miles de empleados, miles de vehículos, exportando droga e importando armamento y lo más difícil: manejando miles de millones haciendo transferencias internacionales y operaciones financieras. Y esa complejísima operación a cargo de gañanes bota punta-para-arriba que apenas escriben su nombre: imposible. El mal está arriba, muy arriba: políticos, empresarios y banqueros, nacionales y extranjeros.

La indignación por el asesinato de dos sacerdotes, perdone usted, es sólo escándalo mediático, no cambia nada.

Este gobierno federal ya queda descartado como parte de la solución. El siguiente Presidente debe aceptar que México está en riesgo real de que la delincuencia de altos vuelos controle el aparato de gobierno nacional. Hay que barrer políticos, empresarios y banqueros, pero ¡barrer!

 

Continue Reading

DESTACADO