Connect with us

GLOBAL

¡Vergüenza de la CELAC!

Published

on

Al olvido la sustitución de la OEA * Las consecuencias de entrar en desacuerdo con EU son de pronóstico reservado, aparte de que danzar al ritmo que toca el Tío Sam es muchísimo menos dañino que hacerlo al son de las dictaduras marxistas

 

POR ADOLFO LÓPEZ MAÑÓN

Aquél viejo ajedrecista, experto testigo de partidas entre los más grandes del mundo, de las que anotaba cada movimiento para luego comentarlas en amenas crónicas del Excélsior de los años 60 del siglo pasado (bueno, no amenas, interesantes para los cuatro gatos que las entendían), aquél viejo ajedrecista, repito, veía intrigado al primo Pepe -el impresentable Pepe- jugando contra un joven ruso recién llegado de la entonces URSS.
El silencio era reverente en la sala de casa de los abuelos, nadie se atrevía a menear una pestaña: ¡Pepe desafiando a aquel próximo y casi seguro campeón mundial! Y de repente, con la boca casi pegada al oído de este menda, el viejo susurró: -“O su primo es un genio o es imbécil -qué horrible vergüenza.

CELAC, ORGANISMO REGIONAL SIN EU NI CANADÁ
El sábado pasado, nuestro Presidente encabezó la VI Cumbre de Jefas y Jefes de Estado y Gobierno de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC), en Palacio Nacional.

La CELAC se fundó en 2011 a iniciativa de finísimas personas como Hugo Chávez de Venezuela; Rafael Correa de Ecuador (hoy prófugo de la justicia por ladrón); Evo Morales de Bolivia (que quiso ser presidente por cuarta ocasión y acabó huyendo de su país); y Raúl Castro de Cuba (modelo de respeto a los derechos humanos y creador con su hermano Fidel, de la democracia sin partidos políticos).


La idea de estos impresentables era crear un nuevo organismo regional sin EU ni Canadá. Bueno, se les concedió, ya existe la CELAC. El mundo gira… igual.
En la CELAC están 32 países de América Latina y el Caribe; a EU y Canadá ni los invitaron, no son latinos, y Brasil, principal economía de la región, la abandonó el año pasado, según ellos porque se convirtió en un “escenario para países con gobiernos autoritarios como Venezuela, Cuba y Nicaragua”; y porque “la CELAC no ha dado resultados en la defensa de la democracia ni en ningún área”. Claridosos.
En esta Cumbre un punto toral era el asunto de eliminar a la OEA (Organización de Estados Americanos), en la que sí participan EU, Canadá y Brasil, pero no Cuba ni Venezuela.
Nuestro Presidente ha pregonado que la OEA debe sustituirse por un organismo verdaderamente autónomo, que no sea “lacayo de nadie” (¡Jesús!, qué valentía).


En México creemos que es idea de él, pero eso mismito decía Hugo Chávez desde 2009 cuando impulsaba la creación de la CELAC.

En agosto del año pasado, algunos cancilleres de la CELAC, incluido el nuestro Marcelotzin Ebrard, acordaron que en esta Cumbre prepararían la propuesta de sustitución de la OEA… para presentarla a EU y Canadá (carcajadas del respetable).

Muy machitos los integrantes de la CELAC, muy machitos, pero van a preguntarle al Tío Sam si está de acuerdo en que acomoden la OEA al gusto de ellos. Pues ya se pueden ahorrar el esfuerzo, la respuesta se puede anticipar: ¡NO!… ¿y qué van a hacer?
Pero, bendito sea Dios, al final de cuentas dejaron fuera el tema de la sustitución de la OEA.
Aunque el Presidente Andrés Manuel López Obrador planteó la sustitución de la Organización de Estados Americanos (OEA) por un organismo “verdaderamente autónomo”, el tema quedó en el olvido durante la CELAC.
“No era el objetivo de la reunión”, justificó el canciller Ebrard al ser cuestionado tras la reunión en Palacio Nacional.
“El tema de la OEA lo estamos trabajando varios países, vamos a presentarlo en su momento, lo que pensamos, cómo se debe cambiar”, argumentó.


Pero es importante resaltar que es obvio que desde su inicio en abril de 1948, la OEA es un organismo alineado a los intereses de EU, entonces en el contexto de la Guerra Fría y hoy en el de la feroz competencia comercial.


A este juntapalabras no le gusta, pero es lo que hay; sería lindo que los países del planeta trataran los asuntos comunes como hermanos franciscanos, sería lindo, pero no es así la realidad y las cosas no mejoran cuando se plantean desde un mundo de fantasía… o demagogia… barata.
También es obvio que está requetebién que los países latinoamericanos y del Caribe se junten para ponerse de acuerdo entre ellos, sí, pero empezando por lo mero principal: no aceptar bajo ningún concepto la participación de dictadores, autócratas y malandrines varios, pues si se ponen en pausa la democracia y el respeto a los derechos humanos, todo lo demás es cuento. Cuentazo.
Por lo pronto ya podrían exigir los honorables integrantes de la CELAC a Cuba, Venezuela y Nicaragua, la celebración de comicios serios, bien supervisados.
Dejando de lado bravatas y frases de ocasión, los integrantes de la CELAC finalmente no estuvieron convencidos de las bondades de embarcarse en la aventura de abandonar la OEA y crear otro organismo para darle el gustazo a México, Cuba, Venezuela, Argentina, Nicaragua y Bolivia.
Las consecuencias de entrar en desacuerdo con EU son de pronóstico reservado, aparte de que danzar al ritmo que toca el Tío Sam es muchísimo menos dañino que hacerlo al son de las dictaduras marxistas. Dígase a sí mismo si en caso de tener que abandonar el país escogería vivir en EU o en algún paraíso modelo Venezuela.
Piense en cuál será la misteriosa razón por la que nuestros connacionales migran rumbo al norte; la gente, tanta gente, no se equivoca. Y ya en estas, piense en por qué centenares de miles de cubanos han huido y siguen huyendo de su isla… y millones de venezolanos escapan a pie fuera del elíseo chavista.
Además, ya hablando en serio, con tantito sentido del ridículo, estos líderes de ocasión, antes de proponer plantarle cara al tío Sam, deberían recapacitar en la anemia regional:
El PIB (producto interno bruto) anual de EU en 2020 fue de 22 billones 294 mil millones de dólares; el de toda América Latina y el Caribe llegó a 4.800 billones de dólares. La economía de EU es casi cinco veces la de toda Latinoamérica y el Caribe, incluido Brasil. ¡Chin!
Y peor: el comercio entre los países de la región latinoamericana y del Caribe es de sólo el 16%; el restante 84% es con países ajenos a la zona, básicamente… Estados Unidos.
Aparte de todo, abandonar la OEA no es cuestión de declaraciones tonantes. La OEA es un entramado jurídico en que participan el Banco Interamericano de Desarrollo, la Organización Panamericana para la Salud, la Corte Interamericana de Derechos Humanos, la Comisión Interamericana de Derechos Humanos y la Junta Interamericana de Defensa.
Nuestro Presidente debe saber esto y más… y se queda uno pensando, ¡qué vergüenza!

 

GLOBAL

La tragedia por el desplome de un avión en Nepal

Published

on

Al menos 68 muertos * El desafortunado avión ATR-72 de Yeti Airlines despegó de Katmandú hacia Pokhara a las 10:30 hora local y perdió contacto con el control de tráfico aéreo a las 10:50 hora local, dijo la CAAN en un comunicado

 

GAEL BUENDÍA

 

Un total de 68 cuerpos fueron recuperados después de que un avión de pasajeros local que transportaba a 72 personas se estrellara en la región de Pokhara, en el centro de Nepal. Los esfuerzos continúan para encontrar los cuatro restantes, dijeron las autoridades.

“Hasta ahora, hemos encontrado los cadáveres de 68 personas”, dijo a Xinhua Jagannath Niroula, portavoz de la Autoridad de Aviación Civil de Nepal (CAAN, siglas en inglés).

Ajay KC, jefe de policía del distrito de Kaski, donde se encuentra Pokhara, dijo a Xinhua anteriormente que los cuerpos fueron encontrados en el lugar del accidente, en el desfiladero del Río Seti, que tiene más de 200 metros de profundidad.

El general de brigada Krishna Prasad Bhandari, portavoz del Ejército de Nepal, dijo que muchos de los cuerpos estaban irreconocibles y que el 80 por ciento del avión había quedado calcinado por el fuego.

Los rescatistas están buscando los cuerpos restantes, dijo a Xinhua.

El desafortunado avión ATR-72 de Yeti Airlines despegó de Katmandú hacia Pokhara a las 10:30 hora local y perdió contacto con el control de tráfico aéreo a las 10:50 hora local, dijo la CAAN en un comunicado.

Según la agencia, había 68 pasajeros y cuatro tripulantes a bordo del vuelo, entre ellos 15 extranjeros, incluidos cinco indios, cuatro rusos, dos coreanos, un australiano, un irlandés, un argentino y un francés.

Prem Nath Thakur, director general del Aeropuerto Internacional Tribhuvan, en Katmandú, dijo que el avión había recibido autorización para aterrizar antes de estrellarse en el desfiladero del Río Seti.

El clima no parece haber sido un factor en el accidente, ya que era “muy bueno” en Pokhara desde por la mañana, dijo Thakur en una conferencia de prensa, y señaló que los pilotos tampoco reportaron problemas técnicos.

Entre los pasajeros a bordo del vuelo había tres niños y tres bebés, agregó Thakur.

El Gabinete de Nepal declaró duelo nacional por las víctimas y decidió formar un comité de cinco miembros para investigar la causa del accidente, dijo a Xinhua el Ministro de Industria, Comercio y Suministros, Abdul Khan.

El Gabinete también ordenó a los operadores de aerolíneas que revisen sus aviones de manera regular y obligatoria, dijo el ministro.

En mayo de 2022, un avión de pasajeros operado por Tara Air se estrelló en el distrito nepalí de Mustang, acabando con la vida de las 22 personas a bordo.

Continue Reading

GLOBAL

Con la partida de Benedicto XVI se pone fin a la convivencia de dos Papas

Published

on

El cuerpo del Pontífice Emérito, fallecido a la edad de 95 años, será expuesto a partir del lunes en la Basílica de San Pedro, para ser venerado por los creyentes

 

GAEL BUENDÍA

 

El Papa Emérito Benedicto XVI, un teólogo alemán que en 2013 sorprendió al mundo renunciando a dirigir a una Iglesia sacudida por intrigas y escándalos, falleció este sábado a la edad de 95 años, anunció el Vaticano.

“Con pesar doy a conocer que el Papa Emérito Benedicto XVI ha fallecido hoy a las 9H34 horas, en el Monasterio Mater Ecclesiae del Vaticano”, indicó en un comunicado el director del servicio de prensa de la Santa Sede, Matteo Bruni.

Poco antes de las 11:00 horas locales (10H00 GMT), las campanas de la Basílica de San Pedro repicaron y cientos de personas se acercaron a la plaza para recordar la figura de Joseph Ratzinger, un refinado teólogo ultraconservador, que escogió el nombre de Benedicto XVI tras ser nombrado al frente de la Iglesia Católica en 2005.

Por primera vez en la milenaria historia de la Iglesia Católica, el Papa reinante, Francisco, presidirá el 5 de enero el funeral de otro Papa, esta vez sin funciones.

“Según el deseo del Papa Emérito, el funeral se realizará en la mayor sencillez”, precisó el vocero papal.

El cuerpo del Pontífice Emérito será expuesto a partir del lunes en la Basílica de San Pedro, para ser venerado por los creyentes.

Antes de su inhumación será colocado en un ataúd recubierto por otros dos: el exterior, de madera de olmo; el del medio, de plomo; y el interior, de madera de ciprés.

 

CONVIVENCIA PAPAL

La muerte de Ratzinger pone fin a la insólita convivencia de dos Papas, ambos con sotana blanca, entre el brillante teólogo ultraconservador y poco popular y el argentino Jorge Bergoglio, un jesuita que ha querido un papado dedicado a los pobres y los migrantes.

El miércoles, durante la audiencia general, el Papa Francisco pidió orar por la salud de su predecesor, quien estaba “muy enfermo” y a quien fue a visitar en su habitación.

Ratzinger, primer Papa alemán de la era moderna, sustituyó en 2005 al carismático Juan Pablo II, de quien había sido su mano derecha durante un cuarto de siglo como jefe de la Congregación para la Doctrina de la Fe, el antiguo Santo Oficio de la Inquisición.

Su pontificado de ocho años estuvo marcado por los escándalos e intrigas en el seno de la Iglesia.

Tras renunciar, prometió mantener un retiro absoluto, sin hacer sombra a su sucesor, el Papa Francisco.

Pero se vio involucrado -en algunos casos, involuntariamente, según observadores-, en las campañas de los sectores ultraconservadores que ven con malos ojos las aperturas del Pontífice argentino en el campo social.

Y a principios del 2022, se vio afectado por acusaciones de haber encubierto cuatro casos de pederastia cuando era arzobispo de Múnich, entre 1977 y 1981.

Ante la presión de un informe alemán que lo acusaba de negligencia en el manejo de esos casos de pederastia, rompió su silencio para pedir “perdón” y expresar su “profunda” vergüenza.

“Pronto me enfrentaré al juez definitivo de mi vida. Aunque mirando hacia atrás en mi larga vida puedo tener muchos motivos de temor y miedo, tengo un estado de ánimo alegre porque confío firmemente en que el Señor no solo es el juez justo, sino también el amigo y hermano que ya ha sufrido mis carencias y es, por tanto, como juez, al mismo tiempo mi abogado”, afirmó.

 

REACCIONES

Su muerte ha suscitado reacciones en todo el mundo, entre ellos del Aazobispo de Canterbury, jefe espiritual de la Iglesia Anglicana, que calificó a Ratzinger como “uno de los mayores teólogos de su tiempo”.

También el patriarca ortodoxo ruso Cirilo le rindió homenaje al considerarlo como un defensor de los “valores tradicionales”.

Para la primera ministra italiana, la ultraderechista Giorgia Meloni, murió “un gigante de la Fe y de la Razón”, “un gran hombre de la Historia a quien la Historia no olvidará”.

La última foto del Papa Emérito

El jefe de Gobierno alemán, Olaf Scholz, lamentó la pérdida de “una figura notable”, que se caracterizó por su “personalidad combativa”.

El presidente francés, Emmanuel Macron, estimó que Ratzinger obró “por un mundo más fraterno” y el primer ministro británico, Rishi Sunak, se declaró “entristecido” por el fallecimiento de un “gran teólogo”.

Continue Reading

GLOBAL

La sensible partida de Isabel II

Published

on

La reina más longeva * Consternación mundial por su fallecimiento a los 96 años de edad * Carlos III es el nuevo rey

 

GAEL BUENDÍA

 

La reina ha muerto. La noticia que nunca creyeron escuchar los británicos llegó de la manera más inesperada, desde el castillo escocés de Balmoral y dos días después de que Isabel II extendiera su mano para dar la bienvenida a Liz Truss, la número 15 en su larga lista de premiers a lo largo de sus 70 años de reinado y en sus 96 años de vida que parecía eterna.

Isabel II murió rodeada de su familia más cercana, presta a pasar el testigo a su primogénito, que la sucede en la Corona como Carlos III. El país entero entró en un estado de consternación colectiva cuando la noticia que todos temían fue confirmada a media tarde por el Palacio de Buckingham en un comunicado en el que se informaba que la reina había fallecido “apaciblemente” en su residencia veraniega.

La alerta saltó al mediodía con otro escueto comunicado real advirtiendo que la monarca estaba “bajo supervisión médica” y sin especificar de qué dolencia o enfermedad se trataba. El Parlamento interrumpió el debate sobre la crisis energética al saber la noticia, la BBC suspendió su programación habitual para transmitir el minuto a minuto sobre su estado de salud, los británicos contuvieron el aliento y acudieron en procesión al Palacio de Buckingham temiendo lo peor.

La premura con la que sus hijos Carlos, Andrés, Ana y Eduardo acudieron a su lecho en Balmoral hizo temer por la gravedad de situación. El príncipe Guillermo se unió a la procesión familiar y el príncipe Enrique se desplazó desde Alemania, donde asistía a los Invictus Games, al tiempo que suspendía un acto oficial con Meghan en Londres.

La tensa espera se prolongó durante la tarde, entre rumores de que la reina había fallecido ya y que Buckingham Palace estaba demorando el anuncio. La llegada de la fugunota de una floristería a las puertas de Balmoral, a una hora de Aberdeen, contribuyó a disparar las especulaciones.

Cuando llegó el momento de la confirmación, al filo de las 6:30 de la tarde hora local se instaló un demoledor silencio bajo el cielo plomizo en Londres, seguido de insistentes bocinazos en homenaje a la reina en algunas vías principales.

Al cabo de dos horas, el rey Carlos hizo pública su primera declaración: “La muerte de mi querida madre, su Majestad la Reina, supone la mayor de las tristezas para mí y para los miembros de mi familia. Lamentamos profundamente la pérdida de nuestra querida Soberana y mi amada madre”.

 

REACCIONES

A las puertas de Downing Street, apenas 48 horas después desde su llegada y en un día igualmente lluvioso, la premier Liz Truss se dirigió a los británicos: “El mundo está en estado de “shock” (…) La Reina fue la roca sobre la que ha construido el moderno Reino Unido, que es un gran país gracias a ella”.

“Hoy la Corona pasa, como lo lleva haciendo desde hace más de mil años, a nuestro nuevo monarca y jefe de Estado, el rey Carlos III”, agregó Truss. “Con la familia del Rey nos unimos en el duelo por su madre. Le ofrecemos la nuestra lealtad y nuestra devoción, de la misma manera que nos ofreció la suya. Isabel II deja un gran legado y la suya será conocida como la segunda era isabelina. ¡Dios salve al Rey!”.

El ex primer ministro Boris Johnson le dedicó una de las despedidas más sentidas: “Ella parecía tan eterna y maravillosa que me temo que llegué a creer, como los niños, que seguirá y seguiría”. Desde Estados Unidos, el ex presidente Obama le rendía también un emocionante tributo: “En un mundo en perpetuo cambio, ella era una garantía de permanencia”.

“La Reina tuvo siempre una presencia de fuerza y estabilidad y es una parte inseparable de mi vida”, declaró el ex premier laborista Tony Blair.

“No puede haber un ejemplo más digno de servicio público y todos sentimos hacia ella sincera gratitud por su devoción”, dijo David Cameron.

Theresa May destacó también su papel como “fuente de estabilidad y seguridad en un mundo cambiante”.

 

GARANTÍA DE PAZ

Isabel II fue efectivamente una garantía de resiliencia durante sus 70 años en el trono, desde que heredó la corona de su padre Jorge VI en plena posguerra, pasando por el ocaso del imperio británico, el conflicto de Irlanda del Norte, la crisis económica de los años setenta, la muerte de Lady Di, el Brexit, la pandemia y las sucesivas crisis en la familia real: del Megxit al acuerdo millonario del Príncipe Andrés para evitar el juicio por abuso de menores.

La reina más longeva del Reino Unido prometió seguir en su puesto mientras sus facultades físicas y mentales se lo permitieran, y eso fue lo que hizo hasta el último momento, reacia a abdicar en su hijo, aunque sin problemas para ir delegando en él en lo que ya se conocía como la “co-monarquía”.

El día anterior a su muerte suspendió de hecho el encuentro virtual con su “consejo privado” ante las señales de su frágil salud, pero pocos presagiaban que se anuncio era en realidad el preámbulo de su despedida.

Su muerte se produce apenas tres meses después de la celebración nacional del Jubileo de Platino, con su doble aparición en el balcón de Buckingham que devolvió momentáneamente la ilusión a los británicos, en medio de la interminable crisis política.

Aunque se esforzara en disimularlo, la muerte de su marido Felipe de Edimburgo, en abril del 2021, tuvo un profundo impacto en ella. Pese a continuar durante meses con su intensa actividad, la Reina pasó una noche en el hospital en 2021 con síntomas de agotamiento y su salud no volvió a ser la misma desde entonces.

Suspendió durante meses sus apariciones públicas y en febrero del 2022 contrajo el Covid y empezó a tener problemas de movilidad, apoyada sistemáticamente en un bastón. Se recuperó lo justo para los fastos del Jubileo del Platino, con su doble aparición en el balcón del Palacio de Buckingham, aunque su residencia oficial había sido ya trasladada al castillo de Windsor.

Su hijo Carlos, de 73 años, ocupó por primera vez su lugar en mayor de 2022 en la apertura de las sesiones parlamentarias y asumió cada vez más funciones. Acompañado por Camilla, reconocida ya en ese momento como la futura reina consorte, Carlos le dedicó su personalísimo tributo durante el Jubileo: “Su Majestad, mami… Echamos de menos tu fuerza y tu sentido de la permanencia, pero tu espíritu está con nosotros”.

Continue Reading

DESTACADO