Connect with us





REALIDAD POLÍTICA

Militares, con gran papel en el gobierno, pero sin ambiciones

Published

on

En un escenario violento del país por la inseguridad pública, puesta en manos de los soldados, que han aceptado hacerse cargo a una responsabilidad de asumirla, con su otrora lejanía de acuartelados, en su obligada y patriótica opción de prácticamente salvar al país.

POR SERGIO M. ROMERO

No me lo crean si quieren, pero por unos y otros, los llamados populistas o los liberales, el gobierno o la oposición, connotados funcionarios o la sufrida población, con las debilidades o las fortalezas, como si existieran dos Méxicos alejados, pero como obligados siendo interlocutores, de un bando u otro, están a la vista del confundido ciudadano común y corriente que guían a la nación.
En un escenario violento del país por la inseguridad pública, puesta en manos de los militares, que han aceptado hacerse cargo a una responsabilidad de asumirla, con su otrora lejanía de acuartelados, en su obligada y patriótica opción de prácticamente salvar al país.
Esto es gustosamente, de hacerse cargo también junto a la dependencia de Seguridad Pública, especialmente de las instalaciones estratégicas en todo el territorio, de dependencias del gabinete del gobierno, de las obras públicas emblemáticas del Presidente de la República, como el Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles, el Tren Maya, el manejo y aplicación de vacunas contra la epidemias, de los auxilios en sucesos de desastre y lo último, coadyuvar en enfrentar a la delincuencia, que prácticamente en algunos estados del país ya les han sido encomendadas.
Los militares en México, desde que por ellos mismos triunfadores de la Revolución Mexicana, con un millón de muertos, decidieron pacificar, civilizar y democratizar el ejercicio público de gobernar al país, suelen hacerle sentir públicamente al Estado Mexicano, a la población y al gobierno en turno, la solidaridad y el encuentro de la vocación patriótica indeclinable del militar mexicano, aunque sea en este sentido interpretar y respetar la Constitución Política profundamente, para poder gobernar, facilitar y asumir los costos imparables de la legalidad.

ANÉCDOTA MILITAR DE MUCHA LEALTAD
Por ejemplo, una anécdota de la lealtad y de la disciplina del militar, la recordamos refiriendo la enumeración de moda de la 4T del Presidente Andrés Manuel López Obrador, en lo que se pudiera llamar la 3T. Sucedió siendo presidente de la República el general Lázaro Cárdenas; la sucesión presidencial de entonces estuvo integrada por los generales revolucionarios Francisco J. Múgica, Juan Andrew Almazán y Manuel Ávila Camacho, siendo este último el que resultó presidente, siendo el sucesor del general Cárdenas.


Se llegó a un acuerdo de que el sucesor del general Ávila Camacho no sería ya militar el que asumiría después la Presidencia de México, tal como ocurrió, a pesar de que, con una gran fuerza y prestigio, se quiso imponer al general Miguel Enríquez Guzmán como sucesor del general Manuel Ávila Camacho.
Finalmente se cumplió con el pacto y un civil fue el candidato, el secretario de Gobernación, Miguel Alemán Valdés, quedando fuera los militares en el camino.
Me viene a la memoria otro caso ejemplar de militares en su desarrollo. En realidad los militares han tenido ya la obligación de velar por la democracia y auxilio de la población. No aspiran ya a la Presidencia de la República, aunque son el sostén más digno para ella como institución.
Siendo presidente Gustavo Díaz Ordaz, durante los preparativos de la XIX Olimpiada, hubo una serie de conflictos de origen estudiantil que se salieron de los causes de la gobernabilidad, con varias manifestaciones de estudiantes por diversas causas.
Hubo estudiantes muertos y cundió la violencia en las calles y en los edificios de la UNAM y del IPN. Intervino el Estado Mayor Presidencial ante la gravedad de los hechos que tendían a crecer. Sin lograr una solución para el conflicto, abundaban las voces que pedían la renuncia del presidente Gustavo Dìaz Ordaz. En ese momento el secretario de la Defensa Nacional, general Marcelino García Barragán, pudo solicitarla al mandatario Díaz Ordaz.
No lo hizo por la lealtad que tienen los militares y por el acuerdo de que nunca volverían a la Presidencia. Se logró la celebración exitosa de los Juegos Olímpicos México 68.
Aquí el detalle a resaltar es que la intervención que hizo el general García Barragán superó cualquier ambición del Ejército por legítima que haya sido. No fue candidato a la
Presidencia, tampoco otro general, a pesar de que hubo quien siendo las dos cosas, civil y militar, el señor licenciado y general de División, Alfonso Corona del Rosal, quien construyó el Metro.
Otra muestra importante, más allá de la anécdotas militares, que hay muchas, lo constituye la declaración que hizo el general Luis Cresencio Sandoval, titular de la Sedena, con motivo del tercer año de gobierno, que con una manifestación terminante frente a la prensa nacional, presentó tajantemente el apoyo del Ejército al Presidente Andrés Manuel López Obrador.

[email protected]

 

REALIDAD POLÍTICA

Una elección presidencial diferente

Published

on

Dos mujeres en un duelo de poder a poder * El voto no es por la persona, es por el modelo de gobierno que quieres para el país: ¿Más de lo mismo o por un cambio en pro de la democracia y conservar el respeto a las instituciones?

 

SERGIO M. ROMERO

 

En una larga lista de los primeros gobiernos históricos hasta nuestros días en México, iniciándose en 1824 con la promulgación, para bien, de la primera Constitución General de la República, que en su evolución constante por antaño, el gobierno actual busca ahora elaborar reformas, tal como se realizó dinámicamente hace muchos años.

Luego de la salida forzosa del emperador Agustín de Iturbide (Alteza Serenísima),  que se consumó certeramente con la primera elección de la presidencia del país, lograda por Guadalupe Victoria y su sucesor Vicente Guerrero en los últimos meses del periodo de 1824 a 1829.

Se sugirió desde entonces que ya promulgada dicha Constitución en 1824, se pudieran realizar los relevos constantes del gobierno, entre los que resultaban de fugaces mandatarios desde esas fechas en que se abolió la reelección hasta nuestros días siempre entre varones.

Desde ese entonces han ocurrido en los últimos 100 años diversas permutaciones entre aproximadamente 70 presidentes o jefes del país, que han ocupado la Presidencia una y otra vez, como lo hicieron, entre otros, Antonio López de Santa Anna, Valentín Gómez Farías o Porfirio Diaz, hasta por 6 o 7 etapas en el cargo.

En cambio, ahora hay obstáculos oportunos que no permiten a los presidentes de la República reelegirse por sí mismos, ni dejando sucesores arreglados e impuestos o sujetos a las mismas reglas políticas, económicas y sociales en vigor buscando la desaparición de la Suprema Corte de Justicia de la Nación o subordinación a su gusto.

Con el organismo electoral autónomo, con reglas claras de legalidad entre los partidos en el gobierno: Morena, Verde y del Trabajo, o de los partidos opositores (PAN, PRI y PRD) o el MC legalmente registrados, invitados a evitar cualquier tipo de violencia o medios fraudulentos, solapados por medio de partidos políticos participantes se facilita la competencia.

Por ahora en nuestros días, los procedimientos han pasado a ser de las autoridades electorales presentes, que han atendido históricamente más de 60 candidaturas presidenciales al gobierno nacional con diverso matiz y en condiciones muy diversas entre sus integrantes gubernamentales, como civiles o militares con mandos de tropa, maestros, escritores, artistas, religiosos o periodistas, etc.

En el actual proceso electoral de 2024-2030, que es por primera vez entre mujeres candidatas presidenciales, Claudia Sheinbaum y Xóchitl Gálvez, que están operando con sus 6 partidos registrados: Morena, Verde y PT, o igualmente entre el PAN, PRI y PRD, que compiten entre sí y son totalmente diferentes a los modelos antiguos de la competencia política entre los varones.

¡Hagan sus apuestas, señores!

 

[email protected]

 

Continue Reading

REALIDAD POLÍTICA

Histórico el pasado 5 de febrero

Published

on

Norma Piña ni AMLO asistieron a la celebración de la Carta Magna de los Estados Unidos Mexicanos * En esa misma fecha, el Poder Ejecutivo envío un paquete de iniciativas que seguramente será visto por la Suprema Corte de Justicia de la Nación

 

SERGIO M.  ROMERO 

 

El rudo alejamiento inusual, al culto solemne del mayor respeto del oficialismo histórico nacional, por los diferentes gobiernos de “tirios y troyanos” hasta nuestros días, ocurrido desde 1917 en la ciudad de Querétaro hasta nuestros días, fue la celebración anual al texto de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos en dos antagónicas celebraciones contradictorias.

La primera de ellas, la disidente, se llevó a cabo en Palacio Nacional, sede de los Poderes del Presidente Andrés Manuel López Obrador, acompañado principalmente de los integrantes de su gabinete y de los legisladores del partido Morena, celebrada en la fecha histórica usual del día 5 de febrero de cada año.

La otra celebración, tan solemne como respetuosa, se celebró en honor también del 107 aniversario del mismo 5 de febrero de 1917, celebrado en su sede de la ciudad de Querétaro, precisamente donde nació y se forjó la unidad nacional, al término de la Revolución de 1910.

Esta tradicional ceremonia única pasa a la historia por no haber asistido el Presidente López Obrador, ni hacer acto de presencia tampoco la ministra presidenta de la SCJN, Norma Lucia Piña; en su lugar acudió el ministro de la SCJN Alberto Pérez Dayan, quien, al hacer uso de la palabra, hizo gala de una retórica certera de la tarea legal de la Suprema Corte de Justicia de la Nación.

Hubo un verdadero homenaje jurídico, sin lugar a dudas, ante los asistentes con la presencia de servidores públicos de todo el país. En síntesis, después de la bella pieza del orden jurídico de la Nación, sentencio: “Ningún Poder puede estar por encima de la Constitución. Revisaremos las (contra) reformas del Presidente López Obrador. No habrá debilitamientos. Tan tan.

A la celebración de esta fecha 5 de febrero, por primera vez en el Palacio Nacional sí se le reconoce airosamente que fue apantallante mirando a los vistosos uniformes del Ejército y la Marina, que apenas cinco años atrás eran motivo de sarcasmo y desprecio atribuyéndoles crímenes que no cometieron.

Sin embargo, muy digno del propuesto sepelio del catálogo de las condiciones inmejorables de la actual Suprema Corte de Justicia de la Nación al frente del análisis y aplicación de las condiciones jurídicas de la nación, porque es parte al concluirse el retiro forzoso de AMLO en la Presidencia de la República, que se espera lo cumpla cabalmente.

De los mayores éxitos, seguramente uno de ellos fue la celebración en este país del renacimiento y respeto del orden y de los derechos básicos de todos los habitantes de la República Mexicana, por el solo hecho de haber nacido o adoptado los derechos y responsabilidades de quienes los invoquen ante la Suprema Corte.

Es por ello que ha sido innecesario y excesivo el inaudito gesto por demás ofensivo y majadero del gobierno al país, sin motivo para difundir el desprecio del texto “HEROICO” con  que se ha ofendido al pueblo del estado de Querétaro y en general a la República con motivo de la celebración de una promulgación ‘ad hoc’ de la Constitución Política.

Hasta aquí se escuchan las mentadas.

 

[email protected].

Continue Reading

REALIDAD POLÍTICA

El agua, más importante para los mexicanos que la inseguridad

Published

on

Ya hay bloqueos… y de no atender la problemática se puede extender que “la sangre llegue al río” * Ante la crisis hídrica, ya todo mundo sabe que se le echa la bolita a la Conagua y con eso los estados y municipios evaden su responsabilidad de brindar el derecho humano del vital líquido a los ciudadanos

 

SERGIO M. ROMERO

 

“¡Aguas con el agua!”, y es que resulta que es el clamor ciudadano de las últimas semanas en la Ciudad de México y en el Estado de México ante la reducción del vital líquido anunciada por la Conagua desde el 17 de enero pasado.

En la Ciudad de México, los pobladores ya alertaron de la problemática y del descontento a las autoridades capitalinas, pero está visto que nada se puede hacer y no queda más que sufrir por la privación de un derecho humano.

Pero la situación se agrava también por los excesivos cobros que generan temor en los hogares, pagar por un servicio que no tienen porque es continuo estas fallas en el abasto del agua potable.

La Agrupación Centro Nacional de Organizaciones en Reingeniería Urbana,  A. C., que preside Alfonso Rentería Cárdenas, ha trabajado con personas expertas, como los representantes de Colectivos de Vecinos de la CDMX, entre ellas Salma Muñoz Reséndiz, Ernestina Sánchez Pérez, de Colectivos Urbanos, y dicha agrupación siempre ha trabajado en favor de los capitalinos por más de 20 años, apoyando a los habitantes con problemas vecinales del abasto del agua o con las malas disposiciones del gobierno que perjudican a los capitalinos.

Mediante foros de especialidades urbanas de diversos encuentros con temáticas útiles para la sociedad en general, como periódicamente han insistido frente a las autoridades, como lo hicieron con la alcaldesa Sandra Cuevas, en la  Cuauhtémoc, en donde le hicieron una petición de una excelente calidad de agua, mejor aprovechamiento por su alto costo y darle las garantías a los consumidores de las propias familias o de plantas de industriales, técnicamente calificados como científicos, o poder establecer sanciones respectivas  por el incumplimiento en la certificación del cuidado del agua de consumo humano y de los mejores mecanismos de la extracción por medios que garanticen su mejor calidad.

También se reclama de una extracción que garantice su existencia limpia y pura, para el mejor cuidado de la salud e higiene… y es que el agua también es necesario para el empleo medicinal, con las mejores garantías de inmejorables condiciones para el consumo humano.

Ante la crisis hídrica, ya todo mundo sabe que se le echa la bolita a la Conagua y con eso los estados y municipios evaden su responsabilidad de brindar el derecho humano del vital líquido a los ciudadanos, y es que a la red de agua potable le falta mantenimiento y aparte de eso hay fugas, una cantidad millonaria de litros que en estos días serían de gran alivio ante el desabasto de agua.

También otro factor que contribuye a la crisis hídrica son las débiles reglamentaciones autorizas en la edificación de inmuebles, la construcción de los enormes, largos, altos y anchos edificios en las alcaldías, un desarrollo de rápido crecimiento que está a la vista de todos y que están proliferando en todas las alcaldías, aunque la supremacía de este explosivo boom corresponde al centro de la capital del país.

Las autoridades deben tomar cartas en el asunto, ya comenzaron con bloqueos, y si no se atiende, no duden en que la sangre llegue al río. Para todos los mexicanos es más importante el abasto del agua que incluso el problema de inseguridad. Bajo advertencia no han engaño.

 

[email protected]  

Continue Reading

DESTACADO