“El tren maya es como un barril sin fondo” : Claudia Reyes Montiel

se autorizó para este proyecto un presupuesto mayor a 36 mil millones de pesos

Compartir:

El Tren Maya no es más que un barril sin fondo de recursos públicos, el cual por más que se le manden no se llenará jamás, contrario a eso, seguirá requiriendo de más dinero y además no se espera que genere el bienestar para la población, señaló la diputada perredista Claudia Reyes Montiel, del PRD.

La legisladora dijo que este año (2021) se autorizó para este proyecto un presupuesto mayor a 36 mil millones de pesos y ahora la Secretaria de Hacienda, con los precriterios de Política Económica, se plantea que para 2022 incremente en un 35 por ciento, “sin embargo, y en esto estoy muy segura, todos esos recursos tampoco serán suficientes para llevar a buen término este capricho presidencial”.

Además de lo costoso de la obra, “es importante mencionar los diversos cambios que ha tenido, desde quienes la iban a financiar, modificaciones en el trazado de la ruta o quienes serían los encargados de su construcción, lo cual solo nos habla de que no ha habido una correcta planeación desde sus inicios.”

“No debemos olvidar tampoco que la construcción de esta obra faraónica sigue generando diversas afectaciones al medio ambiente y las personas que habitan en la región por donde cruzará el tren. Afortunadamente la ley ha dado la razón a la población que ha protestado y eso ha permitido que por el momento se detengan las obras y sus afectaciones”, puntualizó.

La diputada del Estado de México señaló que mientras que al Tren Maya se le incrementarán de manera estratosférica sus recursos, importantes sectores del turismo y la economía nacional no han recibido ningún apoyo verdadero, más allá de los programas de microcréditos que poco han ayudado, en este periodo de pandemia.

Precisó que según datos de la Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados (Canirac), a causa de la pandemia de COVID-19 a principios de este año habían cerrado 90 mil restaurantes en todo el país, de los cuales 10 mil negocios aproximadamente se encontraban en la zona del Valle de México.

Otro ejemplo de este abandono, anotó, “lo vemos en el turismo, el cual según datos del INEGI y la Secretaría de Turismo, tuvo una caída de 46% con respecto al año pasado en cuanto al número de turistas que ingresan al país y pese a esto poco se ha hecho para promocionar el turismo y, principalmente, garantizar que se cuenta con todas las medidas de protección necesaria”.

“El garantizar la salud y medidas de protección no solo corresponde a los empresarios del ramo o turistas sino sobre todo al gobierno, pero hasta la fecha poco o nada ha hecho al respecto también”, opinó.

“Esto solo muestra que el gobierno ha dejado solo al turismo y los sectores productivos del país en estos momentos tan difíciles y que, por lo que se observa, poco van a cambiar las cosas pues no se ven planes a corto plazo para remediar esta situación”, concluyó Claudia Reyes Montiel.

Compartir:
Comentario anónimo
Comentar vía Facebook

is loading comments...