Educadoras y madres denuncian que han cerrado 50 por ciento de estancias infantiles

En conferencia de prensa lanzaron no un llamado al presidente Andrés Manuel López Obrador, sino un grito desesperado de auxilio para salvar a las instancias infantiles que actualmente atienden a 323 mil niños, mismos que están en riesgo de truncar su educación de primera infancia, sin descontar que todos están considerados dentro del nivel vulnerable o entre los más pobres de la población.

Compartir:

A dos meses de que dejaron de recibir el apoyo de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol), ahora del Bienestar, se estima que se han cerrado alrededor de 50 por ciento de las instancias infantiles capitalinas, aseguraron representantes y madres de familia de las 16 alcaldías de la Ciudad de México.

En conferencia de prensa lanzaron no un llamado al presidente Andrés Manuel López Obrador, sino un grito desesperado de auxilio para salvar a las instancias infantiles que actualmente atienden a 323 mil niños, mismos que están en riesgo de truncar su educación de primera infancia, sin descontar que todos están considerados dentro del nivel vulnerable o entre los más pobres de la población.


Ángela Santillán representante de las guarderías de Tlalpan, subrayó que no se sienten enojadas, sino denigradas y excluidas, no sólo en la atención a estos grupos vulnerables, sino que se les quita su fuente de empleo, sin descontar que se trata de apoyar a madres trabajadoras, muchas de ellas solteras.

Aseguró que las instancias infantiles no son escuelas “patito”, sino centros educativos que operan de manera profesional a favor de los menores que cubren cuotas de entre 300 y 600 pesos mensuales que se complementaban con los 950 pesos que otorgaba la Sedesol.

Expuso que en la Ciudad de México había 593 instancias infantiles, pero a partir del retiro del subsidio se estima que han cerrado alrededor de una cuarta parte. Mencionó que en la capital del país se atendía a unos 18 mil pequeños, pero en este momento no se sabe cuántos han perdido el espacio donde recibían la educación de primera infancia.

Íbeth Arroyo, de la alcaldía de Gustavo A. Madero, dijo que están agotando todas las instancias del gobierno federal, incluso ya se entrevistaron con la subsecretaria del Bienestar, Ariadna Montiel, quien les ofreció ayuda, pero de no recibir el apoyo gubernamental, acudirán a instancias internacionales.

Recordó que el programa de instancias infantiles obtuvo un reconocimiento por la Organización de las Naciones Unidas (ONU).

Diana Hernández, cabeza de familia en la alcaldía de Milpa Alta, se presentó como madre de una niña de tres años, y destacó que en la instancia infantil donde la lleva, no sólo le dan la alimentación adecuada sino que su nivel de aprendizaje está muy por arriba de la preparación que dan en guarderías particulares, a las cuales ella no podría tener acceso.

“Somos madres trabajadoras que salimos a ganarnos la vida para mantener a nuestros hijos, algunas además estudiamos confiadas de que nuestros niños están seguros, por lo que pedimos nos apoyen, porque no se vale que violenten nuestro derecho al trabajo y la educación, mientras en las calles no están matando y agrediendo”, insistió.

Carla Peña, madre soltera de la alcaldía de Benito Juárez, dijo que ella trabaja en la vía pública todos los días sin descanso, y sólo así puede reunir los 300 pesos que paga mensualmente en la estancia infantil, que si cierra, no podría pagar los más de dos mil o tres mil pesos que cobran las particulares.

Compartir:
Comentario anónimo
Comentar vía Facebook

is loading comments...