Termina campaña electoral en Nigeria en medio de amenazas de ataques

Buhari realizó su último mitin en su estado natal de Katsina, en el noroeste del país, mientras su principal adversario, el opositor Atiku Abubakar, lo hizo en Yola, capital de su natal Adamawa, presentando sus programas ante multitudes de simpatizantes.

Compartir:

Los candidatos a la presidencia de Nigeria concluyeron hoy sus campañas proselitistas para las elecciones del próximo sábado en las que el presidente Muhammadu Buhari buscará un segundo y último mandato de cuatro años, en medio de las amenazas de una milicia de lanzar ataques si es reelegido.

Buhari realizó su último mitin en su estado natal de Katsina, en el noroeste del país, mientras su principal adversario, el opositor Atiku Abubakar, lo hizo en Yola, capital de su natal Adamawa, presentando sus programas ante multitudes de simpatizantes.


“En todo el país estamos construyendo y arreglando las carreteras y las líneas de ferrocarril, (algo) que no se hacía desde 1999″, afirmó el mandatario de 75 años en su cuenta de Twitter.

Por su parte, Abubakar, candidato del opositor Partido Democrático Popular (PDP), llamó a los nigerianos a acudir a las urnas. “Hoy les pido que acudáis a votar este sábado. Cada voto cuenta, y no ir a votar es lo mismo que dejar que las cosas sigan igual. El futuro de Nigeria está en vuestras manos”, tuiteó.

Exhortó a la Comisión Electoral Nacional Independiente de Nigeria (INEC) a garantizar la imparcialidad y pidió a las fuerzas de seguridad mantener el orden, además instó a Buhari a garantizar que “cada persona que emita su voto tenga confianza en el proceso y sepa que este será tenido en cuenta”.

La comisión electoral aseguró este jueves que todo está listo para que se desarrollen con éxito las elecciones en Nigeria, en las que más de 84 millones de personas están llamados a las urnas para elegir a su jefe de Estado entre 73 candidatos, si bien Buhar y Abubakar son los favoritos, según el diario local The Punch.

Nigeria, el país más poblado de África con casi 200 millones de habitantes y la mayor democracia del continente, celebrará el sábado próximo sus quintas elecciones desde 1999, en medio de un clima de tensión y amenazas por parte de una milicia del sur del país.

Los Vengadores del Delta del Níger, una milicia que reclama un reparto más equitativo de las riquezas en el sur de Nigeria, amenazaron con lanzar severos ataques, similares a los de 2016, si el presidente Buhari es reelecto.

La milicia ha apoyado abiertamente al opositor Abubakar, a quien han emplazado a iniciar una “reestructuración” del país en un plazo de seis meses si sale elegido para evitar incidentes que puedan lastar el potencial petrolero de Nigeria.

Nigeria, principal economía y primer productor petrolero de África, tiene antecedentes de violencia postelectoral, pues en 2011, unas 800 personas murieron tras disturbios en el norte de Nigeria después del anuncio de las elecciones, mientras en 2015, cerca de 58 perdieron la vida en violencia preelectoral.

Por esta razón, los dos principales contendientes a los comicios –Buhari y Abubakar- firmaron la víspera un acuerdo en el que se comprometen a aceptar los resultados y en diciembre suscribieron un pacto de paz, prohibiendo promover la violencia antes, durante y después de las elecciones.

Buhari, quien llegó al poder en mayo de 2015, concurre con la promesa de combatir la corrupción y sofocar en el noreste del país a la milicia yihadista Boko Haram, mientras que Abubakar promete reavivar la economía y disminuir el desempleo.

De acuerdo con una encuesta, Abubakar ganará las elecciones a Buhari con una diferencia de votos de alrededor de un 12 por ciento.

Compartir:
Comentario anónimo
Comentar vía Facebook

is loading comments...