CorteSuprema de Colombia acepta renuncia de fiscal general y magistrada

Compartir:

La Corte Suprema de Colombia aceptó hoy las renuncias del fiscal general, Néstor Humberto Martínez, y la magistrada Margarita Cabello Blanco, quien fue nombrada nueva ministra de Justicia, tras la dimisión de Gloria María Borrero a esa cartera.

El presidente de Colombia, Iván Duque, deberá presentar a la Corte una terna para reemplazar al fiscal, que presentó su renuncia la semana pasada, luego que la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP) otorgó la garantía de no extradición al exguerrillero Jesús Santrich, y ordenó su liberación.

“Mi conciencia y mi devoción por el Estado de derecho me lo impiden (liberar a Jesús Santrich), por ello he presentado renuncia irrevocable a mi cargo de fiscal general de la nación”, señaló Martínez.

Tras la aceptación de la renuncia de Martínez, todos los casos que tenía a su cargo sobre Odebrecht pasarán al fiscal encargado Fabio Espitia.

El periódico colombiano El Espectador publicó que tras la salida de Cabello, la Sala Plena, que ya tenía cinco vacantes, permanecerá con 17 magistrados, por lo que no será fácil la elección del nuevo fiscal en las próximas semanas, ya que son necesarios 16 votos para conformar una decisión mayoritaria.

Borrero presentó su renuncia al Ministerio de Justicia el 16 de mayo pasado, un día después que lo hizo el fiscal general, pero aclaró que su decisión no tiene que ver con el fallo de la JEP.

Las renuncias de Martínez y Borrero se dieron en medio de una crisis institucional generada tras el fallo de la JEP que ordenó liberar a Santrich, pedido en extradición por Estados Unidos, donde está acusado de conspiración para enviar 10 toneladas de cocaína a ese país luego del 1 de diciembre de 2016, cuando entró en vigencia el acuerdo de paz en Colombia.

Santrich, preso desde el 9 de abril de 2018, logró que el miércoles pasado la JEP ordenara su liberación inmediata y el derecho a la no extradición, pero su salida fue demorada por las autoridades de la cárcel La Picota, donde estaba recluido, por lo que su defensa presentó un recurso.

El viernes, el Tribunal Superior de Bogotá otorgó el habeas corpus a Santrich y ordenó su liberación inmediata, luego que se informó que el exguerrillero estaba herido en su celda, y en medio de versiones de que a pesar de la orden de la JEP, el presidente Duque ordenaría su extradición a Estados Unidos.

Unas horas después, Santrich salió de La Picota en silla de ruedas, y en medio de una gran confusión entre los seguidores del exlíder guerrillero y su defensa, agentes policiales lo rodearon y le informaron sobre una orden de captura por presunto “concierto para delinquir con fines de narcotráfico”.

Luego lo reingresaron al centro carcelario, desde donde fue trasladado en helicóptero de la policía a las instalaciones de la Fiscalía.

El sábado, el exlíder guerrillero fue llevado de urgencia al Hospital Universitario Mayor Méderi, donde permaneció en cuidados intensivos y fue dado de alta el domingo. Al salir del hospital, Santrich fue custodiado rumbo a la sede de la Fiscalía, donde permanecerá en espera de audiencia de imputación de cargos.

Compartir:
Comentario anónimo
Comentar vía Facebook

is loading comments...