Luna, en la mira de las caminantes espaciales

Compartir:

Las astronautas estadounidenses Christine Koch y Jessica Meir, quienes lograron el viernes pasado la hazaña de realizar la primera caminata femenina espacial, ahora han fijado sus ojos en la conquista de la Luna y convertirse alguna de ellas en la primera mujer sobre la superficie lunar en 2024.

“La idea de tener el honor de casi ser la primera mujer en caminar sobre la Luna es demasiado grande y está más allá de la comprensión. Por supuesto que sueño y lo he soñado toda mi vida”, afirmó Koch la víspera desde la Estación Espacial Internacional (EEI), donde se encuentra desde 14 de marzo pasado.

En una videoconferencia para narrar su experiencia sobre su histórica caminata espacial femenil conjunta con Meir, la astronauta expresó su deseo en ser la primera mujer en llegar a la Luna, en la misión Artemisa que Estados Unidos planea lanzar en 2024 o que su compañera y amiga lo logre.

“Por el momento estoy feliz de saber qué al menos, muy probablemente, conozca a la primera mujer que caminará sobre la Luna”, subrayó la ingeniera estadunidense, quien trabajo por horas junto con Meir para reemplazar una unidad de carga y descarga de la Central Eléctrica de la EEI.

Las astronautas se convirtieron el pasado 18 octubre en las primeras mujeres del mundo en realizar una caminata espacial completamente femenina, ya que, aunque otras féminas, han salido ya fuera de la EEI, siempre lo hicieron con un compañero masculino.

“La claridad de la Tierra debajo de ti es absolutamente asombrosamente hermosa… Ver nada más que un océano vibrante bajo tus pies es una experiencia increíble”, destacó Koch, quien también está en camino de establecer un récord del vuelo espacial más largo de una mujer.

Dicha hazaña se concretará en marzo del próximo año, cuando la ingeniera estadounidense de 40 años de edad, complete su misión en la EEI con un total de 328 días, 40 más que la astronauta Peggy Whitson, quien estuvo fuera de la Tierra  durante 288 días.

Durante la inusual video-conferencia de prensa, transmitida por la Administración Nacional de la Aeronáutica y del Espacio (NASA) en su página Web, Meir destacó, por su parte, que desde pequeña, supo que quería ser astronauta y conquistar la Luna.

“Desde mi primer dibujo en la escuela primaria, cuando supe que quería ser astronauta, yo debía caminar sobre la Luna. Creo que será mi próximo sueño”, subrayó la estadunidense, quien se encuentra desde el mes pasado en el espacio.

Pese a que el proceso de selección de la NASA para realizar la nueva misión a la Luna es por el momento un misterio, el jefe de la dependencia estadunidense, Jim Bridenstine, a dicho en varias ocasiones que Estados Unidos regresará a la Luna en 2024 con una mujer.

“Dicha mujer será uno de los 12 miembros actuales del cuerpo de astronautas de la NASA”, indicó Bridenstine, sin dar mayores detalles, aunque Meir y Koch, quienes ingresaron en 2013 a la agencia espacial estadunidense se perfilan como las candidatas más fuertes.

Meir recordó que en su anuario de la escuela secundaria escribió “ir a dar un paseo espacial” en la lista de sus planes para el futuro, y que ahora ya lo ha logrado, junto con Koch, con quien ha compartido más de seis años de entrenamiento como astronautas de la NASA.

Desde su creación en 1958, la Administración ha seleccionado 350 astronautas, 57 de los cuales han sido mujeres, originarias de Estados Unidos, Francia, Canadá, Reino Unido, Irán, Corea del Sur, Japón, China e Italia, aunque sólo 12 han salido de la base espacial.

La primera mujer en realizar una caminata espacial fue la cosmonauta rusa Svetlana Savitskaya en 1984, seguida por la astronauta de la NASA Kathy Sullivan, mientras que Koch y Meir fueron las número 13 y 14, de manera respectiva, en explorar fuera de la EEI.

Compartir:
Comentario anónimo
Comentar vía Facebook

is loading comments...