Anuncia la NASA descubrimiento de 7 exoplanetas similares a La Tierra

Se cree que al menos tres de estos mundos podría contar con océanos, lo que aumenta la probabilidad de vida

Compartir:

Un equipo internacional de astrónomos anunció hoy el hallazgo de un sistema de siete exoplanetas similares a la Tierra que orbitan alrededor de una sola estrella y podrían contener agua en estado líquido en su superficie, por lo que existe la posibilidad de que alberguen vida.

Los planetas orbitan una estrella enana -tenue y fría- llamada Trappist-1, localizada a unos 40 años luz de la Tierra, una distancia considerada como cercana en términos astronómicos.

Los astrónomos han encontrado otros sistemas de siete planetas antes, pero este es el primero en tener tantos mundos de un tamaño mas o menos similar al de la Tierra, todos orbitando a la distancia correcta para posiblemente tener agua líquida en algún lugar en sus superficies.

Los siete exoplanetas, detectados con el Telescopio espacial Spitzer de la Administración Nacional para la Aeronáutica y el Espacio (NASA) y varios observatorios en la superficie terrestre, se encuentran cerca uno de otro y de su estrella.

A diferencia de su fría estrella, los planetas son templados, de hecho tres de ellos corresponden a la definición tradicional de “zona habitable” donde las temperaturas superficiales podrían apoyar la presencia de agua líquida, dada la suficiente presión atmosférica.

Aunque los siete planetas de Trappist-1 tienen características similares a la Tierra, su estrella es muy diferente a nuestro Sol ya que tiene solo una doceava parte de la masa solar y una temperatura superficial de dos mil 287 grados Celsius, mucho más fresca que los cinco mil 537 grados que irradia el Sol.

“Esta es la primera vez que tantos planetas de este tipo se encuentran alrededor de la misma estrella”, dijo Michael Gillon, astrónomo de la Universidad de Lieja en Bélgica y líder de un equipo internacional que ha estudiado el sistema de la estrella Trappist-1, utilizando telescopios en Chile y Marruecos.

Gillon participó este miércoles en una conferencia de prensa en los cuarteles generales de la NASA en Washington, para dar a conocer el descubrimiento, cuyos detalles han sido publicados al mismo tiempo en la revista científica Nature.

“Encontrar un planeta como la Tierra no es una cuestión de sí o no, sino de cuándo”, dijo Thomas Zurbuchen, administrador asociado del Directorio de Misiones Científicas de la NASA.

“Los planetas en el sistema Trappist-1 hacen la búsqueda de vida inminente en la galaxia”, dijo en la rueda de prensa Sara Seager, astrónoma del Instituto de Tecnología de Massachusetts (MIT).

“Por primera vez, no tenemos que especular. Sólo tenemos que esperar y luego hacer observaciones muy cuidadosas y ver lo que hay en las atmósferas de los planetas Trappist-1″, indicó.

Los astrónomos advirtieron que aún cuando las observaciones llegaran a determinar que estos planetas no albergan vida, a través de su estudio se podrá obtener una mejor comprensión de las limitaciones para cuando la vida pueda existir o no.

Los planetas del sistema Trappist-1 se suman a los tres mil 449 exoplanetas, ubicados más allá del Sistema Solar, cuyo hallazgo ha sido confirmado en las últimas dos décadas.

La NASA tiene catalogados otros cuatro mil 696 exoplanetas como candidatos a ser confirmados.

 

¿Qué son los exoplanetas?

 

Los exoplanetas o planetas extrasolares, son planetas que orbitan alrededor de una estrella diferente al Sol, esto es, que se ubican fuera de nuestro sistema solar.

Una vez detectados, los científicos detallan si son planetas gemelos a la Tierra, si cuentan con posibilidad de albergar agua en estado líquido y estudian su atmósfera, para determinar su mayor o menor habitabilidad.

Existe una variedad de tamaños y órbitas de los exoplanetas, muchos son gigantes gaseosos similares a Jupiter, que están cerca de su estrella y otros son helados, lejanos y desolados.

El primer exoplaneta fue descubierto el 6 de octubre de 1995 y se denominó 51 Pegasi b,  tarda poco más de cuatro días terrestres en dar una vuelta completa alrededor de su estrella, muy similar al sol y se encuentra a más de 50 años luz de la Tierra.

En mayo del año pasado, la misión Kepler de la NASA descubrió mil 284 nuevos planetas fuera del sistema solar, de los cuales casi 550 podrían ser planetas de un tamaño similar y de composición rocosa como la Tierra.

Este miércoles, la Administración Nacional de la Aeronáutica y del Espacio, (NASA, por sus siglas en inglés), informó sobre la existencia de siete nuevos exoplanetas del tamaño de la Tierra, tres de los cuales están en zona habitable, por lo cual podría encontrarse agua líquida.

Los nuevos hallazgos fueron observados a mediante el Telescopio Espacial Spitzer de la NASA, los cuales orbitan alrededor de una pequeña estrella enana llamada TRAPPIST-1.

 

El sistema solar en el cual orbita nuestro planeta, es parte de la galaxia denominada Vía Láctea, formada por miles de millones de estrellas, el Sol y los planetas Mercurio, Venus, Tierra, Marte, Júpiter, Saturno, Urano y Neptuno, todos con sus respectivos satélites naturales.

 

A esta lista se le agregan los cinco planetas enanos Ceres, Plutón, Haumea, Makemake y Eris, los cuales reciben esta clasificación debido a que presentan un menor tamaño.

Compartir: