Embarazo adolescente, uno de los retos más importantes del país en materia de planificación familiar: Presidencia

Eduardo Sánchez, vocero del Gobierno de la República, señaló que uno de los retos más importantes del país en materia de planificación familiar es el embarazo adolescente

Compartir:

En conferencia de prensa conjunta con el secretario de Salud, José Narro Robles, y la secretaria general del Consejo Nacional de Población (Conapo), Patricia Chemor Ruiz, el coordinador general de Comunicación Social de la Presidencia y vocero del Gobierno de la República, Eduardo Sánchez Hernández, señaló que uno de los retos más importantes del país en materia de planificación familiar es el embarazo adolescente, “y todavía más preocupante y más grave, el embarazo de niñas”.

Por ello, en enero de 2015, el Poder Ejecutivo implementó una estrategia integral para atender el fenómeno del embarazo adolescente “desde todas las aristas, sin vulnerar, desde luego, el derecho de las mujeres a tomar decisiones libres e informadas”.

“Así nació la Estrategia Nacional para la Prevención del Embarazo en Adolescentes, la ENAPEA, que reúne programas en materia de salud, educación, empleo, economía y cultura. El objetivo es muy claro: ofrecer a las y los adolescentes de México la información y los medios necesarios a fin de que ejerzan su sexualidad responsablemente”, subrayó.

Dijo que la meta es “reducir a la mitad la tasa de fecundidad de las adolescentes de entre 15 y 19 años para el año 2030, y erradicar los embarazos en niñas de 14 años o menos, lo que lamentablemente, hoy ocurre, y es todavía más lamentable que los embarazos de esas niñas se deben a hombres que están en su entorno familiar y social”.

Resaltó que “esta meta forma parte de los indicadores de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible de la Organización de las Naciones Unidas, cuya misión es garantizar una vida sana y promover el bienestar para las personas de todas las edades”.

Eduardo Sánchez enfatizó que al día de hoy hay resultados alentadores: en 2016 se registraron 9 mil 555 nacimientos en mujeres menores de 15 años, una reducción del 13 por ciento con respecto a 2014.

“Ese mismo año se registraron 389 mil 585 nacimientos en madres entre 15 y 19 años, 12.9 por ciento menos que en 2014. Ambas cifras son las más bajas desde mediados de los años ochenta”, pero la meta, apuntó, es erradicarlo por completo.

El vocero del Gobierno de la República refirió que “el embarazo en la adolescencia conlleva una serie enorme de riesgos y desventajas”.

Cuando una adolescente se embaraza, sus oportunidades escolares, de inserción social, de entrada, en el mercado laboral, se reducen notablemente y prácticamente todos los temas de su vida se complican inmediatamente.

Esta vulnerabilidad, añadió, se agrava por cuestiones de género, nivel socioeconómico o de pertenencia a un pueblo originario. Por ello, la ENAPEA “fue diseñada con perspectiva de género y con un enfoque de coordinación interinstitucional que abarca instituciones federales, estatales, sociedad civil y academia”.

Señaló que “con esta organización se involucra a un gran número de actores sociales para que, de forma coordinada, se pongan a disposición de los adolescentes las herramientas necesarias para planificar sus vidas”.

Eduardo Sánchez puntualizó que la prioridad de la ENAPEA “es que los jóvenes puedan tomar decisiones con información y, desde luego, en libertad. Con este propósito se han implementado campañas de prevención a través de actividades culturales, ferias y unidades médicas móviles”.

Dijo que ejemplo de ello fue la gira Es tu vida, es tu futuro, hazlo seguro, la que hizo posible acercar información sobre salud sexual y reproductiva a jóvenes de 20 entidades federativas durante 2016 y 2017.

Precisó que “además de estas campañas dirigidas específicamente hacia los jóvenes y adolescentes mexicanos, el Gobierno de la República cuenta con recursos en línea para orientar, también, a padres de familia y maestros, como los sitios: comolehago.org o familiasysexualidades.inmujeres.gob.mx”.

Eduardo Sánchez solicitó a los medios de comunicación su apoyo para la difusión de esta información.

“No podemos los padres de familia, los familiares, cerrar los ojos y creer que no pasa nada, cuando tenemos indicios de que algo malo está ocurriendo con nuestros hijos o nuestros familiares”.

“Escuchemos a nuestros hijos, estemos cerca, escuchemos lo que nos dicen, analicemos su circunstancia y evitemos, bajo cualquier circunstancia, que estén en un trance como éste”.

Compartir:
Comentario anónimo
Comentar vía Facebook

is loading comments...