Las dos caras del presupuesto 2017

Compartir:

El próximo 17 de octubre finaliza el trabajo para elaborar los dictámenes necesarios y presentar, ante el pleno de la Cámara de Diputados, el paquete económico del próximo año, en el que figuran el Presupuesto de Egresos de la Federación 2017 y la Ley de Ingresos para el Ejercicio Fiscal 2017.

El Presupuesto de Egresos de la Federación 2017 que se discutirá en la Cámara es un instrumento efectivo de política pública, fundamental para el desarrollo del país, el impulso de la productividad de la sociedad y la puesta en acción de políticas que mejoren la calidad de vida de los mexicanos.

El gasto presupuestal se debe establecer con un enfoque ampliamente social y se debe plantear con proyectos a largo plazo que garanticen, en su ejecución, mejores oportunidades de desarrollo laboral y, con ello, la disminución de la desigualdad en nuestro país.

Para ello se deben canalizar, de forma estratégica, los recursos en áreas como  educación, salud, combate a la pobreza y seguridad.

Además, se deben destinar recursos en áreas que incentiven la creación de empleos y modernicen la infraestructura del país, haciéndola más eficiente para impulsar el crecimiento económico sostenido de la nación, pero también el bienestar económico y el desarrollo de las familias.

En este sentido, las diputadas y diputados de la Comisión de Hacienda de la Cámara deberán analizar las diferentes propuestas.

Las iniciativas hasta ahora presentadas son 115 en materia fiscal, 62 correspondientes a la Ley del Impuesto sobre la Renta (ISR), 17 respecto al Impuesto al Valor Agregado (IVA), la nueva Ley del Impuesto Especial sobre Producción y Servicios (IEPS), 14 relacionadas con la Ley de Ingresos de Hidrocarburos y las cuatro del Ejecutivo federal enviadas el pasado mes de septiembre.

La Ley de Ingresos para el ejercicio fiscal 2017 tiene que ver con la protección de los contribuyentes.

La protección a los contribuyentes es importante para generar la participación, basada en confianza, por parte de la ciudadanía a partir de mecanismos eficientes de transparencia y rendición de cuentas.

En este contexto, se deberá considerar la información proveniente de la Procuraduría de la Defensa del Contribuyente, la cual reportó que entre enero y septiembre de 2016 se ha atendido un total 103 mil 398 casos, lo que representa un crecimiento del 29% en comparación a 2015.

Asimismo, han impartido 72 mil 839 asesorías, contra las 52 mil 640 del año anterior, lo que representa un crecimiento del 38%.

Esto es reflejo del aumento de confianza de la ciudadanía y el interés por informarse por parte de los contribuyentes, lo que se debe seguir fortaleciendo con trabajo en trasparencia y mayor acceso a la información.

Así, el debate se enriquecerá con el intercambio de evidencia para elegir las mejores propuestas por el lado del gasto y por el lado de la contribución tributaria.

 

 

 

 

Compartir: