La Cuarta se enoja por protestas, pero

Si en tres sexenios distintos, con supuestas estrategias infalibles, la autoridad no puede con el mayor fenómeno de terror que ha sufrido el país en los últimos 20 años, como son los homicidios dolosos y las matanzas, como pueblo estamos jodido

Compartir:

A cualquier gobierno le molesta que en su cara reprochen la incapacidad para resolver emergencias, así sea estirando, a punto de reventar, el “me canso, ganso”.
Y a la Ciudad de México, como al país, lo agobia una emergencia, la violencia, la inseguridad, el alto índice de delitos, sobre todo aquellos que apagan vidas.
Y no, aunque graznar sea hoy el rito de desagravio, no es necesario convertirse en un contador de muertos, como, dicen, lo hacen un compa y algunos medios de comunicación.
Si en tres sexenios distintos, con supuestas estrategias infalibles, la autoridad no puede con el mayor fenómeno de terror que ha sufrido el país en los últimos 20 años, como son los homicidios dolosos y las matanzas, como pueblo estamos jodidos.
Además, también en la información en gustos (y temperamentos -iba a escribir temperatura-) se rompen géneros.
Ayer, fuera de la segunda comparecencia, ante un juez de control del Reclusorio Sur, de Rosario Robles por la acusación de “omisión” en el caso de la llamada “Estafa Maestra”, las dos notas más importantes fueron, incluso sobre ésta, la agresiva protesta de mujeres contra la renuencia, por falta de elementos jurídicos, para investigar a policías que presuntamente violaron a una menor en Azcapotzalco y el hallazgo (¿en dónde más llueve sobre mojado en cuestión de inseguridad?) del cuerpo de una mujer que se desempeñaba como coordinadora administrativa de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos.
Sobre el caso de los policías y la menor que denuncia violación, la autoridad ya no movió un dedo, que porque la familia de la adolescente desistió de continuar con la denuncia tras filtrarse -además, desde la Procuraduría- información sobre la joven y la familia. Y, entonces, los agentes no serán molestados y pueden continuar en su patrulla como si nada.
La nota fue importante porque después de casi dos semanas, ante la inacción increíble de quienes pugnaron tanto tiempo por el respeto a las mujeres, y que ahora defienden a sus agentes, grupos sociales, principalmente de mujeres, hicieron lo que siempre hizo la Izquierda cuando era oposición; se manifestó agresivamente y vandalizó, rompiendo cristales y pintarrajeando el edificio de la Procuraduría capitalina, y hasta un coloreada con líquido pegajoso color fiucha recibió el Secretario de Seguridad capitalino, Jesús Orta, afuera de su propia oficina.
Pero más todavía porque la Jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum, y la Procuradora local, Ernestina Godoy, pusieron el grito en el cielo y se horrorizaron de lo que antes no se horrorizaban y hasta, no hace mucho, hicieron modificaciones a los códigos penales, civiles y todo tipo de leyes, para que el “pueblo” ejerciera su derecho a manifestarse.
Claro, no reprimieron, eso está perfecto, porque tuvieron la buena idea de desaparecer a los granaderos. Pero ahí ven que ya, de un momento a otro, le cae al resto del país la “Ley Garrote”, sosía de la de Tabasco. Y no habrá granaderos, pero sí Guardia Nacional.
Para colmo, a la autoridad de la CDMX, apenas se encolerizó por la rabia de las mujeres que piden castigo a los policías, presuntos violadores, le cayó el chahuistle porque sobre los hechos frente a la Secretaría de Seguridad Ciudadana y la Procuraduría capitalina, debieron dar otra horrible noticia: El hallazgo del cuerpo de Nancy Flores García, empleada de la CNDH, desaparecida, el sábado pasado, en la alcaldía Magdalena Contreras y localizada ayer, muerta, en Valle de Bravo, Estado de México.
¿Qué esperamos que venga de éste último episodio? ¿Por dónde comenzará la autoridad capitalina (qué pesadilla) para esclarecer este nuevo dolor de cabeza? ¿Cómo van los últimos cinco, 10, 100, 500 casos?
“Pueblo sabio”, ni graznar es bueno; quédese sentado. Espere. No se alebreste. Si hay violadores pagarán. Si hay asesinos pagarán. Si hay mal gobierno…
Me canso…

Compartir:
Comentario anónimo
Comentar vía Facebook

is loading comments...