Emperrada, la CNTE, ¿con dinero no baila?

La Coordinadora está en su naturaleza, su actuar no la cambiará ni un gobierno perredista, ni uno morenista, porque de lo contrario estaría condenada a desaparecer

Compartir:

A quién querrá encomendarse la Coordinadora sindical del magisterio nacional al hacerle el feo a su mejor carta, la izquierda, la que gobierna Michoacán y la que gobierna el país.

Desde hace cinco semanas, en el estado gobernado por el perredista Silvano Aureoles, surgió la nueva fuerza de la CNTE, la Sección 18, emulando a la sempiterna fortaleza de la Sección 22, en Oaxaca.


Resulta que en reclamo de salarios atrasados (con bonos, aguinaldo, reembolso de impuestos) -y ahora hasta demandas administrativas y políticas-, los profesores disidentes siempre “luchones” y ávidos de “enseñar” algo, encontraron una novedosa forma de protestar bloqueando vías del tren en zonas, como las michoacanas, donde se mueve a granel carga para la industria y el comercio.

Además, exigen plazas para normalistas egresados en los últimos cuatro años, y mantienen tomadas 34 de 113 alcaldías de la entidad.

Desde el 14 de enero, según publicó el periódico Reforma, las pérdidas por impedir el paso del ferrocarril en Lázaro Cárdenas, Múgica, Uruapan, Pátzcuaro, Maravatío, La Piedad y Yurécuaro, supera ya los 7 mil 500 millones de pesos.

Con tales acciones, que no merecen “el uso de la fuerza”, como dijo Olga Sánchez Cordero, secretaria de Gobernación, el mal provocado al comercio y la industria, incluye, de acuerdo a Reforma, 150 trenes parados, 8 mil 200 contenedores inmovilizados y más de un millón 200 mil toneladas de productos e insumos detenidos.

La Coordinadora tomó la medida a los gobiernos federales y estatales del PRI y del PAN, quienes siempre le concedieron lo que no se ganaban impartiendo clases en las aulas, abandonando durante todos los periodos escolares a millones de niños que se quedaron sin instrucción, precisamente en entidades (Oaxaca, Michoacán, Guerrero, Chiapas) donde más debe impulsarse la educación.

El actual Presidente de la República sabe que la CNTE no entiende de paz. Sabe que exige mesas de diálogo para salir de las reuniones con “saco$” de acuerdos.

El problema estuvo a punto de degenerar en otro, en una confrontación estado-Federación, pues cuando el hilo se rompió ante el daño provocado, Aureoles pidió ayuda al gobierno federal para subsanar las exigencias de los profesores.

López Obrador propuso al gobernador un préstamo adelantado de sus mismas participaciones, pero el mandatario estatal se opuso, advirtiendo que su administración devolvió desde el pasado 26 de noviembre los servicios educativos al gobierno federal. Finalmente, en aras de la “buena disposición”, cedió.

Pero más tardaron Aureoles y López Obrador en pactar los primeros 200 millones de pesos para salvar la situación (que el acuerdo es de mil millones de pesos, dice la CNTE) que los profesores en soltarles una cachetada: “Los paros y las acciones de protesta serán reforzados”.

Desde hace años, Michoacán ha sido rehén tanto de grupos armados como de normalistas y profesores disidentes que han utilizado como arma política el secuestro y quema de vehículos de transporte de mercancías, así como de personas. Decenas de empresas se han visto afectadas, entre ellas, refresqueras, productoras de leche, proveedoras de agua, pan y otros productos.

A todo eso se suma ahora el bloqueo de vías del ferrocarril de carga.

El arreglo puede llegar pronto, pues López Obrador sabe con quién está negociando aunque, como en otros temas, pase la bolita, como ahora a Aureoles, para no salir raspado.

La Coordinadora está en su naturaleza, su actuar no la cambiará ni un gobierno perredista, ni uno morenista, porque de lo contrario estaría condenada a desaparecer.

En realidad, quien sí quiere dar una lección es Sánchez Cordero, y quien quite y funcione:
“Diálogo, más diálogo. Queremos que haya diálogo, y si las gentes que están -no lo comparto que estén obstruyendo las vías-, pero si lo hacen para que se les pague lo que se les debe, que se les pague lo que se les debe”.

Y de lo demás… Me canso.

Compartir:
Comentario anónimo
Comentar vía Facebook

is loading comments...