A la 4aT, en el poder, le estorban las redes sociales; AMLO revive el sueño orwelliano de controlar la información

El hashtag #AMLOrenuncia, en pocas horas, se convirtió en trending topic, un éxito de difusión mundial que enfureció a Palacio Nacional. Las redes que ayudaron, en gran medida, al triunfo de López Obrador ahora ‘huelen’ mal; va por una estricta regulación

Compartir:

Cumplieron la meta; ahora, las redes sociales son un estorbo para la Cuarta Transformación.

En el arranque de cada sexenio, la nomenklatura coquetea con el sueño orwelliano del control de medios, de la información y la libre expresión; eso pasa ahora en Palacio Nacional, primero con la insinuación de que los corporativos de Twitter y Facebook “hagan algo” para no transgredir la ética de la información que por ahí fluye.

Sin embargo, las “benditas redes sociales”, como dice el presidente Andrés Manuel López Obrador, desde la posición de gobierno, ‘huelen mal’; imagino que eso le ocurrió a Enrique Peña Nieto una vez que ganó la Presidencia, y, posteriormente, Alejandra Lagunes no supo qué hacer en la ruta previa al surgir pronósticos preocupantes sobre la derrota del PRI en el 2018.

Para el poder gubernamental, las redes sociales son la antítesis del control de medios; es el ciberespacio casi imposible de dominar, a menos que se atrevan a un golpe autoritario, como ocurrió en China, Corea del Norte y en Egipto el pasado septiembre, cuando la Asamblea del Pueblo aprobó una ley propuesta por el presidente Abdelfatah Al-Sisi que sanciona fuertemente los rumores en redes sociales, con atribuciones para que el Estado monitoree cuentas de más de 5 mil seguidores y pueda bloquearlas si “considera” que difunden noticias falsas o “inciten” a violar la ley.

La semana pasada, en la atmósfera de indignación por la masacre en Minatitlán, Veracruz, donde fueron asesinadas y rematadas 13 personas, inclusive un bebé, apareció en redes el hashtag #AMLOrenuncia, que en pocas horas se convirtió en trending topic, digamos un éxito de difusión mundial, posición número de uno durante tres días en México y más de 20 horas a nivel mundial.

Por supuesto, esto estimuló el deseo de implementar una propuesta para regular las redes sociales vía los grupos parlamentarios de Morena en el Congreso, bajo el control de Mario Delgado Carrillo y Ricardo Monreal Ávila en Diputados y Senadores.

Este reflejo también es muy palpable en la esposa del presidente, Beatriz Gutiérrez Müller, quien constantemente se ha quejado de bullying en Twitter, lo mismo que la diputada Tatiana Clouthier Carrillo y hasta Gerardo Fernández Noroña, alguien que podría dar cátedra de violencia verbal, acoso político y bullying.

Sin embargo, el presidente, este lunes, no dejó la conferencia mañanera sin mostrar su imperante deseo de regular las redes, todavía como una “solicitud” a Twitter y Facebook, pero como el preludio de un manotazo que veremos con más fuerza en los próximos meses.

En voz de López Obrador: “Hay muchos bots en las redes sociales… los bots es una perdedera de tiempo; no sirve eso, sobre todo en las circunstancias actuales, los robots que venden y compran servicios; ahí deberían de intervenir Twitter y Face porque hay falta de ética”.

 

Compartir:
Comentario anónimo
Comentar vía Facebook

is loading comments...