Puerto Progreso fortalece capacidad de carga y conexión con el mundo

Compartir:

La Administración Portuaria Integral (API) de Progreso cerró sus cifras en 2016 con un resultado positivo, al mover cinco millones 369 mil 261 toneladas de carga comercial derivado del arribo de 612 embarcaciones.

Según el reporte de la API, ese movimiento de carga representa un incremento del 19.6 por ciento respecto a las toneladas que se movieron durante el 2015.

Detalló que el segmento de carga que destacó por aumentar los volúmenes operados durante este 2016 fue el granel agrícola, ya que tuvo un crecimiento del 27.30 por ciento en comparación al ejercicio 2015, logrando dos millones 90 mil 548 toneladas de productos.

Entre los principales destacan el maíz amarillo, soya, maíz blanco, trigo, maíz destilado, canola, salvado de trigo y pasta de soya, entre otros.

Los hidrocarburos lograron un incremento del 16.10 por ciento en consideración con los registros de 2015, operando un total de dos millones 534 mil un toneladas de gasolinas magna, diésel, turbosina y Premium.

De la misma manera este año, y como resultado de la nueva reforma energética, se iniciaron en Puerto de Progreso operaciones con una nueva carga denominada hidrocarburos comerciales los cuales lograron mover 108 mil 292 toneladas de combustóleo y asfalto.

Con relación a la carga contenerizada se tuvo en 2016 un total de 441 mil 222 toneladas y un movimiento de 67 mil 842 TEUs (TEU es acrónimo del término en inglés Twenty-foot Equivalent Unit, que significa Unidad Equivalente a Veinte Pies) representa una unidad de medida de capacidad inexacta del transporte marítimo.

Por su parte, la carga mineral registró un total de 106 mil 500 toneladas, entre las que destacan productos como coque de petróleo y fosfato de amonio.

La carga general ascendió a 72 mil 47 toneladas, siendo el alimento para cerdo, azúcar, maquinaria, zeolita y tubos los productos que más se movilizaron y los fluidos no petroleros lograron 16 mil 651 toneladas de sebo, estearina de palma (ácido que se usa para hacer velas y jabones) y aceite de palma.

Sobre el movimiento de cruceros, la API precisó que cerró el 2016 con 113 arribos en su mayoría de la línea naviera Carnival, siendo estos los cruceros Elation, Triumph, Liberty, Valor y Fantasy, logrando un total de 347 mil 345 pasajeros

Cabe destacar que el año pasado el puerto de Progreso recibió cinco arribos dobles de cruceros, además que durante los meses de noviembre y diciembre se incorporó un nuevo arribo semanal de Carnival pasando de dos a tres cruceros recibidos a la semana.

De igual modo, la API destaca que desde Progreso ya se tienen rutas que pueden conectar al país con Asía y Europa, partiendo desde Cartagena, Colombia, en Sudamérica, en donde también hay conexión con Puerto Cabello Venezuela, y La Guaira, también en Venezuela.

También hay enlaces con Puerto Limón, en Costa Rica; Kingston en Jamaica;Santiago de Cuba y La Habana, y al mercado estadunidense vía Houston, entre otros.

En territorio nacional el puerto de altura de Progreso tiene conexión los puertos de Veracruz, Tampico y Altamira.

Sobre el tema del puerto de altura, el secretario de Fomento Económico de esta entidad, Ernesto Herrera Novelo, indicó que éste será de vital importancia para apuntalar la nueva Zona Económica Especial que se establecerá en las inmediaciones de este puerto.

El funcionario estatal recordó que el objetivo de estas zonas económicas es democratizar la productividad, a nivel regional, para que sus habitantes tengan las mismas posibilidades de desarrollo y bienestar que los del resto del país.

El año pasado, Yucatán ingresó a la lista de zonas económicas especiales, lo que significa que ofrecerá incentivos fiscales para impulsar la instalación de empresas y la generación de más empleos de calidad, precisó.

La zona se instalará ese puerto, y la terminal remota, la plataforma de hidrocarburos, así como los servicios de conexión marítima que opera la API, serán fundamental para la consolidación de este proyecto, expuso.

El proyecto abarca una superficie de 300 hectáreas, y se espera que genere unos 33 mil empleos en los próximos 20 años, según lo expuso el funcionario estatal.

Entre los beneficios, indicó que se espera que contribuya a incrementar de cuatro a 28 por ciento la participación del sector de la ciencia y la innovación en el Producto Interno Bruto (PIB) de la entidad.

Detalló que aún no se puede definir el monto de los recursos que podrían invertirse en esa zona, ya que la idea es atraer inversiones.

De hecho, entre los principales beneficios que tendrá la Zona Económica Especial, se encuentra la tasa cero del Impuesto al Valor Agregado a los bienes que se introduzcan en dichas zonas, cuando esas actividades se lleven a cabo por empresas residentes en México.

También se establece que en materia del impuesto sobre la renta, los beneficios fiscales deberán promover la inversión productiva, la formación de capital humano y la capacitación de los trabajadores, abundó.

En ese sentido, aseguró que ya hay firmas interesadas en invertir en Yucatán por todos los beneficios que traerá instalarse en esa área, mismas que están en la espera de que avance el proyecto y se consolide para conocer la normativa y trámites que tendrán que cubrir para instalarse formalmente.

El funcionamiento de este puerto ha generado 400 empleos especializados directos y mil 200 indirectos, entre proveedores, prestadores de servicios y subcontratos.

Compartir: