Marchan contra la violencia y la corrupción en Morelos

No se debe dejar que la paz se esfume, dice el Obispo de Cuernavaca, Ramón Castro

Compartir:

Al menos una centena de personas  se movilizaron en distintos puntos de la capital de Cuernavaca, Morelos en el fin de manifestar su repudio contra la violencia que azota actualmente a la capital morelense.

La movilización fue convocada por la Diócesis de Cuernavaca y el Obispo Ramón Castro.

Durante  la marcha se dieron cita los mismos feligreses de la Iglesia católica que ciudadanos de organizaciones civiles.

Cuauhtémoc Blanco,  Edil de Cuernavaca también se dio cita al lugar debido a que el ex futbolista y ahora funcionario público se opone a la implementación del Mando Único en la capital morelense.

Se la misma manera tuvo participación  el Secretario Técnico del Ayuntamiento José Manuel Sanz y el director jurídico José de Jesús Guízar Nájera.

Mientras tanto en otro punto de la marcha se logró ver al Rector de la Universidad Autónoma del Estado de Morelos, Alejandro Vera Jiménez, y al escritor Javier Sicilia, opositores al gobernador de Morelos.

“Esto es para manifestar el repudio a la impartición de justicia, a la ola de violencia que se vive y para exigir que se haga justicia a los familiares de víctimas y desaparecidos”, expuso Vera en la movilización.

“No vamos a dar un paso atrás, vamos a exigir que se castigue a los responsables de las fosas de Jojutla y de las víctimas que están ahí sufriendo, porque muchos fueron inhumados de una manera brutal, realmente como basura”, reiteró.

Advirtió que la movilización traerá consecuencias con el Gobierno estatal, a través de los juicios que se le siguen a Blanco y al propio Rector actualmente.

“El agravio no se acaba hay una lejanía de las autoridades con nosotros y en lugar de buscar cómo encontramos los caminos juntos, lo que van hacer mañana es hacer una contramanifestación con toda una estupidez política”, destacó Sicilia.

“En lugar de decir ‘sí señores, vamos a buscar los caminos, lo que hacen es una rivalidad'”.

Gerardo Becerra, vocero del Movimiento Ciudadano de Morelos, señaló que en la entidad hay cifras negras muy preocupantes que demuestran el desdén de los Gobiernos federal y estatal para resolver el problema de la violencia.

Los asistentes salieron de cuatro puntos de la ciudad de Cuernavaca: La Paloma de La Paz, Las Palmas, El Calvario y de Plan de Ayala.

NO DEBEMOS DEJAR QUE SE

ESFUME LA PAZ: RAMÓN CASTRO

Ramón Castro Castro, obispo de la Diócesis de Cuernavaca solicitó a la sociedad  morelense a evitar que se pierda la paz y la tranquilidad “a la que todos tenemos derecho”, esto tras asegura que todos las personas que habitan en la dicha entidad son responsables de reducir índices de inseguridad y violencia.

“No debemos dejar que se esfume o se evapore, porque tenemos una gran responsabilidad con las generaciones emergentes y con nuestras propias familias”, puntualizó.

Castro Castro expresó que la radiografía criminal del estado no proviene de un escrito o encuestas, si no de la vida diaria la cual permite  que “la mayoría de los morelenses deben enfrentar el dolor, la angustia, la impotencia ante el crimen organizado, la violencia, la inseguridad, la impunidad, el desempleo, la corrupción, los homicidios, la extorsión, el abuso de autoridad”.

Ante los casos de Tetelcingo y Jojutla, donde la autoridad y organizaciones sociales han localizado casi 200 cuerpos enterrados en fosas comunes, hizo un atento llamado a  poner fin a la impunidad y la protección para los responsables.

“Tenemos la firme impresión que la paciencia de nuestro pueblo está llegando a su límite. Hay mucha desilusión. Tras el engaño del que somos víctimas crece la conciencia y la necesidad del reclamo”, afirmó al subrayar la crisis económica estatal.

La Marcha por la Paz del día sábado, es la tercera a lo largo de los últimos tres años.

Compartir: