Intereses personales no dividirán la coalición Por México al Frente: Jesús Ortega

La lucha posterior al 1 de julio va a ser ¿Quién se convierte en la fuerza de centro progresista que le va a ser útil al país?, dijo

Compartir:

Jesús Ortega, coordinador de Alianzas y Consejos Ciudadanos del Comité de campaña del candidato Ricardo Anaya, rechazó que intereses personales pudieran dividir a los partidos que integran el Frente Por México, pues el objetivo es claro: formar un gobierno de coalición que ponga en el centro a la ciudadanía.

Incluso, no descartó que después del 1 de julio, el Partido de la Revolución Democrática de paso a una nueva fuerza de izquierda y que junto con Acción Nacional (PAN) y Movimiento Ciudadano, de ganar la presidencia, se avance en una gran fuerza de centro progresista que le de un nuevo rumbo al país.

La lucha posterior al 1 de julio va a ser ¿Quién se convierte en la fuerza de centro progresista que le va a ser útil al país?, dijo, al precisar que las diferencias ideológicas u opiniones contrarias en temas como aborto o matrimonios gay, no son obstáculo para arribar a consensos y la coalición, anotó, es ejemplo de ello.

“El Frente, creo que es su pretensión, constituirse en una gran fuerza de centro progresista que le de un nuevo rumbo al país y dejemos atrás las visiones ideologizadas del siglo pasado y los extremismos políticos que son los que en realidad tuvieron plenitud durante todo el Siglo XX. Eso ya no existe en el Siglo XXI, ni en México, ni en gran parte del mundo”, subrayó.

Entrevistado en sus oficinas, resaltó que la integración de la coalición surgió con la idea de que gane la gente y para terminar con el autoritarismo, el presidencialismo, la violencia, la desigualdad y el abuso, “no para ver si el PAN gana más votos, el PRD o MC, porque ese cálculo sería francamente egoísta, sería un cálculo perverso”.

Ortega Martínez, enfatizó que en el caso del perredismo, los intereses personales se manifestaron cuando una parte del partido se fue con Andrés Manuel López Obrador, “cuando AMLO dividió al PRD”.

Por ejemplo, dijo, allá (en Morena) está Martí Batres, Armando Quintero, Pablo Gómez, Claudia Sheinbaum. “Todos ellos eran del PRD y no se quedaron porque acá no fueron candidatos. Se fueron a Morena para que allá los hicieran candidatos”.

Sobre la posibilidad de que el perredismo se sume al panismo, el ex dirigente nacional del sol azteca, rechazó que después de la elección federal, el perredismo se podría sumar a Acción Nacional.

“No. Por ejemplo, que (el PRD) se constituya una nueva fuerza de izquierda que al menos esa es mi idea, crear una nueva fuerza política socialdemócrata verdadera, una social democracia genuina con su nombre para que de verdad se convierta en el nuevo actor político de la vida del país”.

Señaló que hoy en día hay socialdemócratas en muchos partidos y lanzó: “y qué tal si nos juntamos todos en una nueva fuerza que sea la que irrumpa en el nuevo escenario nacional”.

En su opinión, la derecha también ha dejado de tener vigencia como han dejado de tener vigencia en el mundo los extremismos; “ya no va a servir el extremismo de izquierda ni va a tener vigencia ni utilidad el extremismo de derecha. Yo digo que va a tener mayor viabilidad y mayor credibilidad una fuerza de centro progresista”, concluyó.

Compartir:
Comentario anónimo
Comentar vía Facebook

is loading comments...