Construyen albergue sustentable para perros en el Estado de México

Los miembros de la asociación realizan, al menos una vez al mes, actividades de voluntariado como limpiar el terreno, capacitarse y fabricar ladrillos de adobe, para la elaboración de los corrales de los perros

Compartir:

La asociación civil Comunidad Ecológica Izcuintle (CEI) desarrolla el proyecto de un albergue sustentable para perros, donde voluntarios se encargan de su construcción y es financiado con donaciones.

En la localidad de San Martín Chachihuapan, de este municipio, los miembros de la asociación realizan, al menos una vez al mes, actividades de voluntariado como limpiar el terreno, capacitarse y fabricar ladrillos de adobe, para la elaboración de los corrales de los perros.

Con la implementación de enotecnias, como pegar los ladrillos con arcilla, se pretende aprovechar los materiales ecológicos, para disminuir el impacto ambiental de las construcciones habituales.

“La idea nace de la necesidad de tener un albergue apropiado para los perritos y que fuera lo más amigable para el medio ambiente”, explicó en entrevista Edgar Ruiz, representante de la CEI.

Actualmente, los 80 perros al resguardo de la asociación se encuentran alojados en un albergue en el municipio de Atizapán de Zaragoza, el cual también está habilitado con materiales reciclados como, láminas y cartón. Sin embargo, el lugar está instalado en un predio municipal que el ayuntamiento le solicitó a la asociación, en octubre de 2016 para destinarlo a otro fin.

A partir de esa fecha, la CEI comenzó una campaña de recaudación de fondos a través de la página de Facebook Donadora Mx, que gestiona fondeos colectivos para causas sociales o iniciativas personales.

En un mes y medio recaudaron 130 mil pesos en donativos, con los que lograron iniciar la construcción del albergue sustentable.

El proyecto contempla elaborar los corrales de adobe para los 80 perros, a su resguardo; disponer en el terreno un área para que las personas puedan convivir con los animales, además de un huerto y un espacio para ofrecer pláticas de orientación y concientización para dueños de mascotas.

Como parte del concepto sustentable del lugar, éste contará con un biodigestor para generar energía eléctrica, utilizando los gases CO2 provenientes de las heces fecales de los animales; además de instalar celdas y calentadores solares, también se aprovecharán las heces para hacer composta que sirva para el huerto.

En una parte de la edificación del albergue, se utilizarán ladrillos elaborados con botellas de PET rellenas con arena.

Edgar Ruiz, aseguró que para consolidar el proyecto recibieron asesoría de expertos en ecotecnias y permacultura, además contaron con el apoyo de voluntarios especialistas.

“Recibimos asesoría de arquitectos voluntarios y universitarios, especialmente del Tec de Monterrey; asimismo, miembros de la asociación han ido a capacitarse a Guanajuato con la asociación Hombres de Maíz en técnicas de bioconstrucción”, explicó.

En 2009, la CEI se formalizó como asociación civil ante notario público, pero sus actividades de protección animal y del medio ambiente las realizan desde 2001.

“Nuestro principal enfoque es la rehabilitación de perritos que estaban en situación de calle y maltrato, para poderlos promover en adopción y la promoción del cuidado del medio ambiente”, refirió el representante del colectivo.

Con el proyecto del albergue sustentable, pretenden fomentar la tenencia responsable de los animales, así como alentar a los dueños a esterilizarlos para que no se generen problemas de abandono, y a la vez contribuir al cuidado del medio ambiente.

“Esto (el albergue) ayuda para prevenir enfermedades a la sociedad, dado que hay menos heces fecales en el ambiente que pueden llegar a nuestros alimentos o las vías respiratorias”, declaró Edgar Ruiz.

Actualmente, la construcción tiene un avance del 40 por ciento aproximadamente, como resultado del dinero recabado. Para continuar con la segunda parte del proyecto y finalizar completamente el lugar, es necesario reunir al menos 200 mil pesos, afirmó el miembro de la comunidad ecológica.

Para ello, buscarán el apoyo de empresas e iniciarán más campañas para juntar los fondos.

Edgar Ruiz aseguró que de tener los recursos, el proyecto estaría listo entre los meses de agosto y septiembre.

También invitó a que más ciudadanos se sumen al proyecto, conociéndolo a través de su página de Facebook, Comunidad Ecológica Izcuintle A.C. y sumándose a los voluntariados donde han participado alrededor de 80 personas.

“Todos podemos echar una pata para hacer mejoras al medio ambiente y al bienestar de los animales”, dijo.

 

Compartir: