¿Y a qué horas, la conferencia sobre el Pemex-virus?

Con la muerte del tercer paciente en el nosocomio de la petrolera en Tabasco, el suministro de Heparina Sódica contaminada está resultando más letal que el “Coronavirus”

Compartir:

Ahora que nos estamos volviendo adictos a la información, aunque sea con sello institucional, valdría la pena ir haciendo un espacio durante el día a la información que surja del grave asunto que afecta a Pemex-Tabasco, y quién sabe si en otros estados.
Por estricto orden, la nueva conferencia tendría que ser al mediodía o en la tarde -no tan tarde-, pues por la mañana el tiempo es para el Presidente Andrés Manuel López Obrador, y por la noche para el doctor Hugo López-Gatell.
La Empresa Productiva del Estado, o como se llame ahora, enfrenta en forma masiva la hospitalización, con algunos casos graves, de derechohabientes a quienes se les suministró el medicamento denominado Heparina Sódica que resultó contaminado.
Hasta el viernes pasado habían muerto tres pacientes, pero 41 continúan bajo tratamiento médico.
El primer deceso fue el de un hombre y ocurrió el pasado 29 de febrero.
El segundo, el de Patricia Jiménez Marín, tras recibir una hemodiálisis con el medicamento contaminado.
Por los dos primeros casos y los que se pudieran presentar, la paraestatal informó que “ya se integró la carpeta de investigación FED/TAB/VHS/0000272/2020 contra quien o quienes resulten responsables, para deslindar las responsabilidades que correspondan”.
Ante una emergencia que crece, el Gobierno Federal se verá en la necesidad de implementar el nuevo segmento informativo, que quizá se denomine la “tardecera”, por aquello de la “mañanera” y la “nochecera” para que el pueblo sabio esté al tanto de lo que enfrentamos en cuestión de salud.
En el plano de sucesos trágicos, el de Pemex, por el desarrollo bacteriano de Klebsiella spp en los cultivos de la Heparina contaminada, está resultando mucho más letal que el propio “Coronavirus”, por el que no se ha registrado ninguna muerte hasta hoy.
Los propios datos dados a conocer el martes por Pemex resultan sorprendentes e incriminatorios ante una muy posible negligencia médica u hospitalaria:
“PEMEX informa que, derivado de la administración de producto contaminado en el lote C18E881 con caducidad de enero 2021 del medicamento denominado Heparina Sódica, actualmente se encuentran 42 derechohabientes bajo seguimiento médico”, informó en un boletín a principios de la semana pasada cuando solo se contaban dos fallecimientos.
“De ellos, 22 se atienden de manera ambulatoria, 16 permanecen hospitalizados y 4 (ahora tres) se encuentran en terapia intensiva. Cabe señalar que se agrega un nuevo paciente para control y seguimiento”.
En el informe, Pemex reporta el segundo fallecimiento, y añade: “Se comunica que al día de hoy, 31 pacientes están siendo atendidos mediante sesiones de hemodiálisis, bajo la supervisión de médicos y autoridades del Hospital Regional de PEMEX.
“Por otro lado, el reporte de laboratorio clínico revela el desarrollo bacteriano de Klebsiella spp en los cultivos de la Heparina contaminada. Los hemocultivos de los pacientes han sido positivos a la misma bacteria.
“Pemex acompaña de manera integral a los pacientes afectados y sus familiares como titulares del derecho a la salud e invita a la comunidad petrolera y a la sociedad, evitar rumores que dañan a la empresa y sus trabajadores”.
En un dato investigado por Reforma se señala que “de acuerdo con artículos de la Sociedad Estadounidense de Microbiología, dicha bacteria (Klebsiella spp) está relacionada con el desarrollo de enfermedades infecciosas en la sangre y tejidos blandos.
Un tema más sobre Salud con el que el Gobierno Federal se da de topes. Eso es lo malo de que todo haya ocurrido en el pasado, en el neoliberalismo, con los conservadores. ¿Qué sigue?

[email protected]
[email protected]
@RobertoCZga

Compartir:
Comentario anónimo
Comentar vía Facebook

is loading comments...