Cierran en Dallas el último albergue de refugiados por el huracán Harvey

Desde el pasado 26 de agosto, el Centro de Recreación Tommie Allen en el barrio de Oak Cliff, albergaba a unas 50 personas al día. A principios de septiembre, los evacuados fueron trasladados al mega refugio del Centro de Convenciones Kay Bailey Hutchison

Compartir:

La ciudad de Dallas cerró su último albergue este domingo, más de un mes después de que abriera por primera vez para albergar a cientos de personas damnificadas por el huracán Harvey en el sureste de Texas.

Desde el pasado 26 de agosto, el Centro de Recreación Tommie Allen en el barrio de Oak Cliff, albergaba a unas 50 personas al día. A principios de septiembre, los evacuados fueron trasladados al mega refugio del Centro de Convenciones Kay Bailey Hutchison.

A medida que el número de refugiados comenzó a disminuir, los que se quedaron, unos 200, al Tommie Allen, y el mega refugio cerró el pasado 20 de septiembre.

Ahora, los que se alojaban en Tommie Allen se han ido a sus lugares de origen, o encontraron algún departamento o se están quedando en hoteles locales, indicaron voceros de la ciudad.

El gobierno de la ciudad organizó este domingo en el Lago White Rock, un “picnic de apreciación” para los voluntarios que ayudaron al personal de las diversas instalaciones a atender a los refugiados.

Juntos, los voluntarios trabajaron más de mil 300 horas instalando cunas, revisando a las personas que entraban y salían, trabajando en las cocinas y prestando otros servicios.

Las ciudades de Dallas, San Antonio y Austin, albergaron durante el último mes a miles de personas cuyas casas fueron inundadas en Houston, y otras áreas del sureste de Texas a raíz del huracán Harvey.

El fenómeno tocó tierra el pasado 25 de agosto como un huracán de Categoría 4, por un punto cercano a Corpus Christi. La tormenta provocó la muerte de más de 60 personas, especialmente en la zona de Houston.

Compartir:
Comentario anónimo
Comentar vía Facebook

is loading comments...