Principal banco alemán niega posible rescate por parte del gobierno

Cryan dijo en entrevista con el diario sensacionalista local Bild, de gran difusión en la opinión pública en el país, que la versión del semanario Die Zeit es falsa

Compartir:

El presidente de la Junta Directiva del Deutsche Bank, John Cryan, negó hoy rotundamente que la institución crediticia, el mayor de los bancos alemanes, vaya a pedir ayuda financiera al gobierno para salir de la crisis en la que se encuentra.

Cryan dijo en entrevista con el diario sensacionalista local Bild, de gran difusión en la opinión pública en el país, que la versión del semanario Die Zeit es falsa.

Die Zeit publicó un reporte en el cual asegura que el gobierno está trabajando en la preparación de un plan de emergencia en caso que el Deutsche Bank pida ayuda y no pueda recabar suficiente capital por su cuenta para pagar una costosa demanda.

A esa negativa se sumaron el Ministerio alemán de Finanzas y el órgano regulador financiero alemán, BaFin, que aseguró tampoco está trabajando en un plan de emergencia para rescatar al mayor de los bancos alemanes.

Sin embargo, la cotización del banco en la bolsa de Frankfurt se desplomó.

En su mayoría, la prensa local considera que el Deutsche Bank está en una severa crisis y, a pesar de la negativa de fuentes oficiales y del propio banco, investiga en forma intensiva en esa dirección, ya que no sería la primera vez que instancias oficiales niegan una crisis que después resulta ser real.

El Ministerio de Justicia de Estados Unidos lleva a cabo un proceso legal contra el mayor banco alemán por la emisión de “hipotecas dudosas” en 2005 y 2007, y este miércoles informó que la multa podría ser por 12 mil 464 millones de euros (unos 14 mil millones de dólares).

El presidente del banco expresó que la situación de Deutsche Bank “es mejor de cómo se ve desde afuera” y aseguró que la institución ha hecho grandes avances en los últimos meses como parte de su proceso de reestructuración.

Descartó que la institución vaya a pagar la suma mencionada por el Ministerio estadunidense de Justicia, por considerarla injusta y demasiado elevada.

El proceso judicial en Estados Unidos aún no concluye. El banco alemán confronta actualmente ocho mil demandas jurídicas y cuenta para pagarlas con cinco mil 500 millones de euros (unos seis mil 178 millones de dólares).

Compartir: