Madre de Norberto pide a ciudadanía cadena de favores contra inseguridad

‘¿Quién va a organizar todo esto, que no tiene ni pies ni cabeza?; vamos a ponernos a trabajar como sociedad; vamos a levantar la voz’, apunta

Compartir:

Norelia Hernández, madre de Norberto Ronquillo, estudiante de la Universidad del Pedregal secuestrado y asesinado, llamó a la ciudadanía a hacer una cadena de favores y a participar para cambiar el entorno de inseguridad en la Ciudad de México y en el país.

En conferencia de prensa, hizo ver la necesidad de que la población trabaje y participe, cada quien en su ámbito, para no dejarle todo al gobierno, pues por más trabajo que haya de las autoridades, si la ciudadanía y los padres de familia no inculcan bases ni moral se repetirán casos como el de su hijo.

Aseguró que en su diálogo con la jefa de gobierno capitalina, Claudia Sheinbaum, y la procuradora Ernestina Godoy, fue a alzar la voz por “todas las ‘norelias’, por todos los ‘norbertos’; lo que importa es quién cumplirá las leyes”.

“Esto es muy doloroso y esto es una pesadilla, pero tenía que venir a agradecerles y decirles que voy muy llena de amor de muchas cosas muy hermosas y estoy bien y en paz”, señaló en una reunión con reporteros.

Expresó a los medios todo el agradecimiento por el apoyo que dieron a la difusión del caso de su hijo y que de su muerte resultará algo positivo.

En su opinión, la situación se salió de control en las redes y en todo momento le preguntaban si quería que renunciara la jefa de gobierno o el presidente López Obrador, a lo que respondió que no es la solución, que no todo se lo debemos dejar al gobierno, que los ciudadanos debemos apoyar en las soluciones.

La familia Ronquillo Hernández pidió a las autoridades de la funeraria no permitir el paso a la prensa en el área del velatorio, por lo que rueda de prensa se llevó a cabo en una sala alterna, donde pudo hablar de la situación que vive.

Llamó a las autoridades para que en el marco de sus obligaciones llenen los huecos que hay en las leyes, quién va hacer las cosas mejor, que (quienes se encargan de la procuración de justicia) agilicen las investigaciones y que utilicen toda la tecnología para resolver rápido los casos.

“Quien va a organizar todo esto que no tiene ni pies ni cabeza. Vamos a ponernos a trabajar como sociedad, vamos a levantar la voz”, dijo.

Una y otra vez, Norelia Hernández pidió por aquellas madres que están viviendo lo mismo con un hijo desaparecido, que las ayuden, que los medios de comunicación las apoyen para que difundan sus casos.

Dijo que no sabe cómo pagará tanto amor y tanto cariño recibido y pidió mucho por aquellos que no tienen dinero ni apoyo y no se trata de “echarle” al gobierno.

Sobre las investigaciones que hace la procuraduría, la madre de Norberto Ronquillo señaló que ella no conoce de cuestiones políticas, pero si es atípico o no el caso de su hijo, “no lo sé”.

En tanto, durante la tarde seguían llegando amigos, familiares, para dar el último adiós a Norberto, que esta tarde sería llevado al estado de Chihuahua, donde es originario y donde lo esperan más amigos y familiares.

CDMX EN PROCESO DE DESCOMPOSICIÓN: COPARMEX

El presidente de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) Ciudad de México, Jesús Padilla Zenteno, llamó a la jefa de Gobierno Claudia Sheinbaum a dar con los responsables “a la brevedad posible” del secuestro y asesinato del joven universitario Norberto Ronquillo Hernández.

“En este caso tan doloroso, la Coparmex Ciudad de México se une a la exigencia firme pero respetuosa a la jefa de Gobierno y al gabinete de seguridad, así como a las autoridades de justicia, para dar con los responsables de este asesinato a la brevedad posible”, el dirigente empresarial consideró que las acciones contra la inseguridad ha sido erráticas y sin contundencia.

Dijo en conferencia de prensa que la Ciudad de México pasa por un proceso de descomposición en su seguridad y su paz, “y hoy ya no importa si ésta fue heredada o se detonó en los últimos meses”.

El aumento en los indicadores de homicidios dolosos, así como de la violencia a los transeúntes, en el transporte público y en las vías de comunicación saturadas por el tráfico, ya son insostenibles, señaló.

Padilla Zenteno llamó por ello al gobierno de la Ciudad de México, al Congreso local y al Poder Judicial, a reconocer que la principal problemática que atenta contra la tranquilidad y paz de la capital es la seguridad pública.

Ante los problemas de inseguridad que se viven en la capital del país no se puede pedir en este momento la renuncia de la jefa de Gobierno de la capital o de algún otro funcionario, ya que este es un problema que sucede en todo el país.

Sin embargo, indicó, hay un cinturón de inseguridad que rodea a la Ciudad de México, que es el Estado de México, y “sabíamos hace años que esto tarde o temprano iba a contaminar a los capitalinos y lamentablemente lo estamos viviendo”.

“En la Coparmex entendemos la ola de indignación que está causando la inseguridad y los casos terribles como el de Norberto Ronquillo y el de otros jóvenes y ciudadanos, pero somos claros en señalar como un inadecuado lucro político el solicitar la renuncia de la jefa de Gobierno”.

Recordó que en la capital del país hay un gobierno legítimamente electo, que debe entender y atender la problemática “en todas sus áreas de seguridad, en la procuración e impartición de justicia, así como de una amplia participación y vigilancia ciudadana”.

De acuerdo con datos de Coparmex local, el porcentaje de las empresas que son víctimas de un delito alcanza, tan sólo en el mes de febrero, 32 por ciento, pero hacia los siguientes meses se ubica ya en casi 70 por ciento.

Por tanto, advirtió, las acciones para contener la violencia en la Ciudad de México han sido erráticas y ha faltado contundencia en la parte de investigación.

 

RECUADRO

 

No es un caso aislado

 

El secuestro de Norberto Ronquillo no es un caso aislado, pues de acuerdo con la plataforma Datos Abiertos Ciudad de México dentro de un radio de diez kilómetros a la redonda de la Universidad del Pedregal en lo que va del año se han registrado al menos cinco casos más de privación de la libertad.

Los secuestros ocurridos en la zona fronteriza de Tlalpan, Coyoacán y Xochimilco tienen como principal hecho en común el modus operandi, bajo la modalidad de secuestro exprés.

El primero, ocurrido el pasado 1 de abril a las 06:00 horas, cuando fue secuestrada una mujer de 30 años de edad, bajo la modalidad de secuestro exprés en plena Ciudad Universitaria, frente a la Facultad de Veterinaria de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), a tan sólo 7.5 kilómetros de distancia de la Universidad del Pedregal.

El otro destaca por la cercanía del lugar donde fue secuestrado Norberto, a tan sólo 1.7 kilómetros de distancia, en Almanalco, Coapa dentro de la alcaldía de Coyoacán.

Otro de los hechos fue a plena luz del día ante la mirada atónita de mucha gente en Avenida Universidad a la altura del número 1894. Los plagiarios escogieron como víctima a una mujer de 73 años.

A las de las 2 de la tarde consumaron su plan. A tan sólo 9.4 kilómetros el sitio donde se cometió el delito  que ha estremecido a la capital en los últimos días  .

 

 

Compartir:
Comentario anónimo
Comentar vía Facebook

is loading comments...